El Cid. Las derechas que se busquen otra serie

Hace unos días, Amazón añadió a su cartelera la nueva y esperada serie llamada «El Cid». Con la clara intención de levantar polémica, y promocionarla gratis, Jaime Lorente, el joven con cara de macarra y risa de bobo de «La Casa de Papel», ha hecho unas declaraciones que han provocado que se promueva un boicot a la serie.

Tenía una idea totalmente falsa, la idea que tenemos todos en el imaginario colectivo: héroe patrio, salvador. Que se preparen las derechas. Mucha gente ve al Cid como un símbolo patriótico, pero no sabe que luchó más veces por los moros que por los cristianos. Si la gente entiende patria como el amor y el cuidado de las personas con las que se comparte espacio, y el defender los derechos que tenemos todos, genial. La gente que solo quiera ver a un tío pegando hostias y gritando ‘arriba España’, que se busque otra serie.

Para muchos militantes de la izquierda, el Cid representa lo más casposo de la derecha rancia de España. Encarna la idea de la unidad de la nación, y del orgullo patrio. A ello contribuyó sin duda el enaltecimiento de su figura que hizo Franco durante la dictadura española. Franco, posiblemente se veía identificado en el Cid, líder militar, victorioso en numerosas batallas, … incluso como el propio Cid, muchos de sus comandantes también eran musulmanes.

Jaime Lorente solo puede ganar, al hacer esas declaraciones. Decantarse políticamente por la izquierda, es el camino más rápido para que te salgan papeles en el cine español, y hacerlo por la derecha, el camino más rápido al ostracismo. El objetivo en el horizonte para muchos actores y actrices españoles, es llegar a ser un comunista millonario como Javier Bardem. Su hermano Carlos, por cierto, encarna al conde de León, Flain. No se por qué, pero me inclino a pensar que las palabras pronunciadas por Jaime Lorente son más de Carlos que suyas, intercambiadas en esos largos periodos entre tomas al grabar la serie.

Pero no seáis memos, y olvidaros del boicot. Este pasado sábado vi la serie del tirón. No es especialmente brillante, pero tampoco está tan mal. Representa la primera etapa de la vida de Rodrigo Díaz, hasta la muerte del rey Fernando I de León. Seguramente habrá más temporadas, donde podremos comprobar que en realidad el Cid era más un mercenario que un héroe nacional. Su leyenda no apareció hasta mucho después de su muerte, promovido por el libro del Cantar del Mio Cid, que novela su vida y obra adornándola con hechos que no tienen fundamento histórico. Uno de esos eventos inventados es el juramento de Santa Gadea, en el que el Cid supuestamente obligó al rey Alfonso VI de León a jurar que no había tenido nada que ver con la muerte de su hermano Sancho, rey de Castilla que unificó el reino que heredó fraccionado de su padre, y que pasó a estar bajo el control de Alfonso tras su asesinato. El rey habría mandado matar a Rodrigo simplemente por insinuarlo. De hecho, hay constancia de que el Cid pasó a ser caballero de Alfonso VI, y que solo le desterró cuando el Cid tomo la iniciativa sin contar con el rey para atacar unos destacamentos musulmanes de Toledo, mientras que el rey estaba intentando controlar esa taifa por la vía diplomática, sin derramar una gota de sangre.

El Cid mantenía un ejército permanente, algo que ni los propios reyes se podían permitir, y la manera que tenía de financiarlo era saquear y extorsionar de forma continua a las taifas y a reinos cristianos. Era lo que podíamos considerar un mercenario, curtido en el campo de batalla y que tenía unas ansias de poder enormes.

La mayoría de los datos que nos han llegado sobre su figura son falsos. Ni Babieca, ni Tizona ni Colada. La espada que está en el museo de Burgos no está claro que perteneciese al Cid.

Por cierto, se ha montado un tremendo revuelo por los anuncios de la serie, en los que puede verse a Jaime Lorente con una espada delante de la cara (foto de arriba). Esa espada no es la Tizona, sino la Joyosa, (espada de Carlo Magno). La verdadera Tizona tiene la forma de la típica espada que se utiliza en las bodas para cortar la tarta. Quizá por eso, al «historiador» que ha hecho el guion, la verdadera espada le haya parecido cutre y pachanguera.

En definitiva, la serie se deja ver, pero vistos los errores cometidos no esperéis aprender historia viéndola. Y mejor así, porque como suele ocurrir, la realidad es siempre mucho más aburrida y fea que la ficción.

  • La «Tizona» que se conserva sí coincide con la época del personaje en cuestión. De ahí a que fuera empuñada por él… Sea como fuere, esta clase de debates pean de juzgar el pasado con unas miras actuales.

    El querer atacar el símbolo de Díaz de Vivar como parte de una identidad española es como hacerlo con Julio César en Italia, Boudica en Inglaterra o a Arminio en Alemania.

  • Si la gente entiende patria como el amor y el cuidado de las personas con las que se comparte espacio, y el defender los derechos que tenemos todos, genial. La gente que solo quiera ver a un tío pegando hostias y gritando ‘arriba España’, que se busque otra serie.

    No veo yo lo que de bolchevismo tiene esto. Promover un boicot a la serie por esto es de autenticos imbeciles. Por otro lado no veo tampoco a Jeff Bezos como un peligroso izquierdista.
    Jefe, tu entrada esta llena de juicios de valor…
    En cuanto a la necesaria militancia roja para ser alguien en el mundo del cine:https://elpais.com/economia/2020-12-22/la-industria-del-cine-tendra-mas-ayudas-fiscales-en-2021-pese-a-la-oposicion-de-psoe-y-podemos.html
    No he visto la serie asi que no entrare a opinar acerca de ella hasta tener criterio, en general rehuyo las series españolas pues me parecen flojitas con honrosas excepciones.

  • Gran artículo @lamentiraestáahífuera, me ha gustado mucho y hacía tiempo que no afilabas tan bien tu pluma.

    Pues si, es lo que tiene el cine que no se basa en hechos reales. Pero a diferencia de otras naciones, aquí esa ficción sirve para desprestigiarnos y en los demás para encumbrarlos.
    Pero bueno, con la ley de memoria histórica esa ficción dejará de serlo

  • Otra vez me desaparecen los post?

  • @ ffg:
    Será por la censura….

  • ¡Ah, qué curioso tema para un Post de los de aquí!:

    Bueno… Yo no he visto la serie. De hecho no tengo plataforma ninguna de TV de pago de éstas de ahora, sin las que no se accede hoy en día a casi ninguna de las «chopocientasmil» series más vistas y comentadas… Me gustaría haber visto entera la tan aclamada «Juego de Tronos». Y, de hecho, llegué a ver no se si dos, o incluso tres, temporadas. Que en su momento aún las dieron en abierto, al principio, por no recuerdo qué canal «accesible»… Antes de relegarla ya del todo a su plataforma de pago correspondiente… Luego ya me quedo descolgado. De ésta y de tantísimas otras.

    Pero, a ver: Una serie, española, sobre «El Cid», en estos tiempos. A pretender si acaso «competir» con lo que triunfa, y vende, y tiene salida hoy en día…

    Pues me voy a tener que imaginar que la idea de «desempolvar y sacarle brillo a la figura del Cid» quizá pueda haber sido la triunfadora de entre, a lo mejor, haber barajado aún otras posibilidades. Como pudiera ser también «desempolvar y sacarle brillo a la figura del Capitán Trueno»: Otro mito patrio («¡Santiago y cierra España!») aunque éste ya totalmente de ficción: Mero personaje de tebeo.

    Pero es que, para el caso, para tantos de los que hemos crecido con tebeos, películas y novelizaciones épicas de «lo medieval», igual no habría mucha diferencia: La cosa es echarle espadas, castillos, fetichismo de yelmos y armaduras… y todo lo que se tercie de drama, intriga y morbo (a la responsabilidad de guionistas, realizadores y creativos en general, para que el conjunto resulte logrado y satisfaga al público en todos sus elementos).

    En el caso del Cid, habrá que acogerse al contexto histórico. Pero éste seguro que no dejará de ser, más o menos constantemente, «traicionado», en beneficio de la ficción.

    El Capitán Trueno, por ejemplo, no necesitaría de tanto contexto histórico, porque ya resultaba bien ambiguo en los tebeos originales. Y se prestaría también a más elementos puramente fantásticos (que ya los había en sus aventuras originales en tebeo).

    ¡Pero que, al final, todo es ficción!De la de ahora y de la que se lleva.

    (Bueno… Tengo que recordar que ya he dicho que en realidad no he visto la serie y, si acaso, apenas he leído alguna cosilla. No se si es, tanto como me imagino, sobretodo «de épica exagerada», «de espadas», «de armaduras» y/o «de morbo» intercalado. No lo se).

    Si acaso, todo esto lo digo porque me parece de lo más acertado el remate final del Post:

    En definitiva, la serie se deja ver, pero vistos los errores cometidos no esperéis aprender historia viéndola. Y mejor así, porque como suele ocurrir, la realidad es siempre mucho más aburrida y fea que la ficción.

    ¡Pues eso!

    Entiendo que no es una serie, en ningún modo, «documental» ¿no?. Es ficción. Y un tipo de ficción que se prestará, supongo, a ser construida en torno a toda esa épica y fetichismo… Y ya…

    ¿Supuestas pullas intercambiables sobre «mensaje político o ideológico»?¿Por parte de lo que diga alguno de los actores de ésta serie?¿Por supuesta interpelación a antiguas apropiaciones de símbolos, por parte de según quién o de qué régimen?

    ¡No me líen, oigan!

    Recuerdo haber leído algún comentario o crítica sobre, por ejemplo, el «Conan» de Robert E. Howard, tachándolo de «filofascista». Sea por lo que sea de las características del personaje y su contexto, tomándolo a lo mejor como una «idealización» (?). ¿Por bruto? ¿Por ser más fuerte que los demás? ¿Por su capacidad para imponerse e imponer su «justicia a mamporros» incluso por encima de los que se consideran «más civilizados» pero que, para la «pureza de su barbarie», sólo resultan mezquinos, fofos y decadentes?… Será algo así, supongo, pero no lo se, oigan. No me queda claro.

    A mí más bien me parece que la épica y fantasía extralimitada de estas evasiones de ficción y entretenimiento tampoco va más allá del mero apelar al «niño interior» ese que se suele decir, que aún retiene lo que sea de cuando gustaba de jugar a espadas con palos, y de expandir la imaginación y la fantasía a base de tebeos y demás… No le veo yo «mensaje ideológico» alguno que tenga por qué influir en la visión de la vida real de cada uno y cada cual. (Salvo posibles casos patológicos. Vale).

    Como a mí, en plan «fetichista-de-lo-medieval», me van mucho más las recias y «robóticas» armaduras metálicas que los sombreritos verdes con pluma, vengo echando en falta algo menos de series y películas de «Robin Hood», y alguna que otra más de «Ivanhoe»… Por decir algún ejemplo…

    Este tipo de cosas es, a veces (en mi caso) lo que realmente nos «pone» al público más vulgar, al que se nos venden realmente las cosas.

    Para cultura y sapiencia de verdad: Enciclopedias, libros y documentales serios.

    Todo aquello otro lo entiendo como ficción, evasión y entretenimiento… ¡Que también todo es cultura, y que se puede mezclar, analizar e interpelar una cosa con otra!¡Vale!¡Si no no sería cultura!… Pero tampoco no nos volvamos más locos de lo justo con eso… Digo yo…

    (Ya me he enrollado mucho, y no se si adecuadamente en todos los puntos que he metido, pero aún me he dejado en el tintero mencionar referencias, como aquella película del Cid con Charlton Heston… O alguna película que me suena que se hizo del Capitán Trueno… El primer caso apenas lo recuerdo, aunque la haya visto. El segundo, mucho más reciente, ni parecía prometer mucho ni tuvo apenas éxito, que yo sepa… De hecho yo nunca la he llegado a ver…).

    Así que, apunte innecesario del todo éste último… Pero como por decir que, en algunos momentos de todo el redactar, me bailaban muchas referencias en la cabeza…

    Mejor lo dejo ya aquí.

    ¡Y Feliz Navidad a todos, si acaso!

  • Ya se que no lo vas a publicar, no sea que los cielos se abran y las hordas de Lucifer se abalancen sobre los pobres mortales, pero me da igual, por lo menos me divertiré mientras lo escribo.
    Menti, estás tan hundido en la extrema derecha que cualquier comentario medianamente sensato te parece de izquierdas. No hay más que leer como describes al actor para notar el tufillo rancio que desprendes, y lo del boicot, lo has leido por ahí o sencillamente te gustaría que se hiciera?
    Un saludo de un fusilable, tu eres de los que aplaudirían los fusilamientos.

  • No es la primera vez que me insultas, lo cual viniendo de ti es un cumplido. Te aconsejo que te leas tus propias normas para postear aqui, porque te las pasas por el arco de triunfo. Es lo que tiene ser juez, parte y verdugo.

  • Tu eres un gilipollas ET. Necesitabas que alguien te lo dijese.

  • Mira, vete a la mierda y a tocar los cojones a otro blog. Te estaré eternamente agradecido

  • La mentira, dices: «Para muchos militantes de la izquierda, el Cid representa lo más casposo de la derecha rancia de España. Encarna la idea de la unidad de la nación, y del orgullo patrio. A ello contribuyó sin duda el enaltecimiento de su figura que hizo Franco durante la dictadura española. Franco, posiblemente se veía identificado en el Cid, líder militar, victorioso en numerosas batallas, … incluso como el propio Cid, muchos de sus comandantes también eran musulmanes».

    Me confunde ese párrafo, porque hay verdades que revueltas en el tantos siglos no lo son tanto. Ningún historiador, da igual su ideología, puede relacionar hechos e intenciones de un guerrero medieval con el de un militar golpista del siglo XX. ¿Cómo puede nadie pensar que el Cid era de derechas o de izquierdas, nacional o republicano sin estar delirando? Tu mismo afirmas que el mito lo inventó el franquismo porque le convenía, no porque fuera cierto. Mussolini decía también que su muchachada fascista seguía el mismo espíritu de la Roma Imperial. Por eso veo raro que «muchos militantes de izquierdas», mínimamente informados, asuman la versión franquista de la historia: Que a ambos les guiaba el mismo espíritu de cruzada contra los malos españoles. Estas diciendo que muchos militantes de izquierdas creen en ese mito franquista. ¿Por qué? Repito, me confunde ese párrafo.

    Al final: «la realidad es siempre mucho más aburrida y fea que la ficción». No lo veo, A todos nosotros nos han sorprendido los datos muchas veces, mas que cualquier ficción o prejuicio, y eso no conduce al aburrimiento sino a todo lo contrario, al entusiasmo por saber mas. Eso hace precisamente tu blog, la mentira, de manera excelente. El dicho popular es que la realidad supera la ficción y por una vez (y sin que sirva de precedente) le doy la razón.

    Por otra parte, la empuñadura de la espada que aparece en la cabecera ¿es de la serie? Parece salida de una fundición vikingo-élfica-juegotronos, con sus dragones castellanos (o dragones moros, quién sabe). Está bien que el cine se tome sus licencias si cuenta las aventuras de Conan el bárbaro (hola Alexis) pero en mi opinión esto es un despropósito cuando se trata de un personaje real como el Cid. Los dragones no eran muy bien vistos en aquellos reinos, eran la encarnación del mal, del demonio mismo.

  • Nikos dijo:

    Está bien que el cine se tome sus licencias si cuenta las aventuras de Conan el bárbaro (hola Alexis) pero en mi opinión esto es un despropósito cuando se trata de un personaje real como el Cid.

    ¡Hola! ¡Felices Fiestas!… No, que yo sólo digo que lo de tomarse «licencias» en beneficio de la ficción viene a ser lo normal y habitual. Inevitable incluso. Y que, aunque parte del «reclamo» pueda ser lo de «estar basado en personajes y/o hechos reales o históricos», normalmente (esas «licencias») irán no sólo en beneficio de la ficción, sino incluso en detrimento de la fidelidad histórica. ¡Que las «licencias» se las tomarán, siempre! Que bien que se las toman igual para cualquier película sobre hechos históricos mucho más recientes, mucho más documentados, y hasta fotografiados y filmados… Como para renunciar a la tan alimenticia «mitificación de la épica» de esas otras épocas ya tan ajenas a nuestra realidad de hoy en día.

    Nikos dijo:

    Al final: «la realidad es siempre mucho más aburrida y fea que la ficción». No lo veo, A todos nosotros nos han sorprendido los datos muchas veces, mas que cualquier ficción o prejuicio, y eso no conduce al aburrimiento sino a todo lo contrario, al entusiasmo por saber mas.

    A mi me parece que (como decía Homer Simpson, usando la expresión de manera igualmente cómica e inadecuada para referirse a no recuerdo qué) «son animales diferentes». Quiero decir la ficción lúdica, comercial y/o de entretenimiento, como para compararla con el muy loable interés de quien se quiera cultivar de verdad acerca de la historia y de lo que podemos saber y aprender de lo que tengamos documentado al respecto.

    Podemos contrastar una cosa con otra, claro ¡Faltaría más!: Toda aquella apropiación, mitificación e imaginería que la «industria de la ficción» (si se me permite a mí esta licencia) se saca de la manga, en contraposición con lo verdaderamente histórico documentado y cabal: Es un debate lícito, interesante y ramificable hasta lo infinito. (¡Todo es cultura, al fin y al cabo!).

    Aunque, expresado ya éste punto de vista mío hasta aquí, seguro que no soy yo quién como para profundizar ni saber debatir más al respecto. No con verdadera sapiencia ni documentación…

    Yo sólo me pregunto cosas anecdóticas, así como: Al fin y al cabo ¿cuánta gente habrá que se crea que la magnífica película «Excalibur» de John Boorman sea la mejor aproximación que se ha hecho jamás a la «verdadera realidad histórica» del Rey Arturo? (!!!)

    Si acaso, pues que está bien que se contraste y se debata. Pero sobretodo empezando mucho más por separar y acotar lo que sea realidad o historia documentada, de cualquier apropiación (de la historia o del a veces ya pre-construido mito basado en «algo supuestamente histórico») por parte de la ficción y sus «licencias»… (Ficción más o menos comercial)… Que como se empiece cualquier posible debate al respecto llevando ya confundida de antemano una cosa con la otra, pues mal empezaríamos… Digo yo…

    De primero, bien desbrozada la documentación real que haya para exponer e ilustrar el tema. Y luego ya discutir sobre las formas y maneras de apropiarse de ello para tales o cuales fines o intenciones… Digo yo… (Otra vez).

    Bueno: El día de Navidad ya lo hemos pasado (espero que todos lo mejor posible). Así que ¡Feliz Año Nuevo, y lo que venga!

  • @ Nikos:

    Te confunde porque solo eres un idiot@ de izquierdas.
    El mito del cid no lo inventa un militar golpista, primero porque no dio un golpe de estado ya que no existía este como tal y ya no tenía legitimidad.
    Y segundo porque el mito ya existía, el cantar del mio cid no lo inventó el franquismo, solo se vio identificado con el como dice lamentira.
    Es fácil de entender si no te nubla tu creencia ideológica. Así que a adornarte aludiendo a historiadores…(a otro perro con ese hueso) más te vale que los leas en vez de citarlos

  • Buenas y felices fiestas

    Parecerá una tontería, pero poner una espada que se parece a la que llevaba el Cid como un huevo a una castaña, me parece un error o licencia (no sé qué será exactamente) imperdonable

  • @ Kurrupypy:

    Sí, bueno. Todo es criticable y bien válido como ejercicio de observación para ojos atentos, desde luego.

    Vaya usted a saber qué de licencia o qué de displicencia o gazapo: Vendrá a ser todo cosa de los responsables creativos y del llamado «diseño de producción». Habrá que suponerlos razonablemente documentados y asesorados… (¿O a lo mejor menos de lo que nos pensamos?)… No lo sé. Pero al final vaya usted a saber por dónde acaban tirando los criterios estéticos para con el «atrezzo», escenografía y demás. Fíjese no más en lo que dice el mismo Post:

    La verdadera Tizona tiene la forma de la típica espada que se utiliza en las bodas para cortar la tarta. Quizá por eso, al «historiador» que ha hecho el guion, la verdadera espada le haya parecido cutre y pachanguera.

    Igual es tan simple como eso… De hecho yo mismo tengo que tener, arrinconada por algún sitio, una de esas: ¡Justo con ese mismo tipo de mango, pomo y guarda tan floridos! Comprada como «souvenir» en alguna población turística con castillo, en algún veraneo de mi infancia. (Oxidándose que debe estar la pobre, con la de años que hace que ya no la tenemos colgada de adorno en ninguna pared).

    ¡Por lo menos no le habrán puesto una «katana» japonesa! Que, desde hace ya no sé cuánto tiempo, parece que se ha convertido en el tipo de espada más admirada, mitificada, envidiada, y algo así como hasta «estéticamente suprema e incontestable». De un tiempo a esta parte, no parece que haya héroe-de-ficción-con-espada que pueda aspirar a menos que a destacarse por el lucir y manejar una «katana», antes que cualquier otra cosa.

    ¡Y claro que el Cid y su contexto no admitirían semejante cantada pos-moderna! Pero su adaptación tampoco dejará de ser una ficción y dramatización que relativizará su verdadera base documental… ¿Hasta qué punto?: Pues supongo que, sobretodo en criterios estéticos de escenografía y «atrezzo», igual bastante. O según. O depende…

    ¿Imperdonable lo de la espada? Pues no voy a ser yo quien se lo discuta, si así se lo parece a usted: A mí sólo me parece que es «criterio contra criterio», de tal o cual espectador crítico y avispado, contra el de los creativos de la serie y su intención al respecto.

    Digo yo…

    Y que, al fin y al cabo: ¿Cuántos observadores, críticos o quisquillosos habrá, en comparación o proporción con lo que sea el grueso del público meramente «normalito» al que le pueda atraer la serie en sí, como para disfrutarla sin mayores cuestionamientos «detallísticos»?

    (Bueno y, por cierto que me estoy prodigando mucho en este hilo… ¡Para ser alguien que ni siquiera ha visto la serie!)…

    Nada más: Que ¡Feliz Año Nuevo!… Que creo que ya lo había dicho antes, pero que tampoco tiene por qué sobrar el repetirlo.

  • Sus comentarios, y este en particular, superan al propio artículo, gracias Doc.
    Y qué pocas publicaciones últimamente.

  • Pues os recomiendo ver este fragmentucho para que os hagáis una idea de hacia donde se enfoca la serie… Es peor que la traición sobre la memoria de los “últimos de Filipinas” o lo que la historiografía de izquierdas lleva años intentando con la División “azul”.

    En fin, como regalo de año nuevo os dejo esto para que os riáis un poco. https://www.dopl3r.com/memes/graciosos/history-channel-no-hay-forma-de-que-una-civilizacion-primitiva-pudiera-haber-construido-las-piramides-tuvieron-que-ser-los-extraterrestres-un-wey-con-un-palo/976071

    Feliz año.

  • Doc Halliday dijo:

    Lo cierto es que estamos hablando de una serie para la televisión.

    Y de hecho eso lo resume todo, sí: Lo que dice usted y lo que he ido diciendo también yo, desarrollando también esa misma premisa a mi manera.

    La ficción de entretenimiento (casi que da igual si «basada» o «no basada» en historia, real o semi-legendaria) es cosa de «creativos», antes que de historiadores o documentalistas… Lo que aquéllos se avengan a someterse al asesoramiento de los segundos será siempre relativo y supeditado al objetivo último de construir un producto comercial, que intente ser atractivo y vendible. Obviamente.

    Doc Halliday dijo:

    Desde que el mundo es mundo se han hecho versiones y adaptaciones más o menos afortunadas de historias reales o casi.

    ¡Desde luego! ¿No es cierto, por ejemplo, que aquel entrañable «Curro Jiménez» (que hasta aún hoy en día reponen de vez en cuando en la tele) tomaba el nombre (y quizá algún detalle más, pero no mucho) de un bandolero que realmente existió?… ¡Pero vaya usted a buscarle fidelidad histórica a esa serie! Ni para con el contexto ni para con el propio personaje.

    Eso, entiendo yo, es la ficción de entretenimiento (televisiva, cinematográfica…): Apropiación (¡sobretodo «apropiación»!) adaptación y dramatización; planteamiento de «lo visual», diseño de vestuario y «atrezzo»; localizaciones chulas donde filmar escenas (por muy erróneas y anacrónicas que resulten para la época a la que se pretende remitir)… Hoy en día ya se recurre mucho a la infografía para crear fondos, decorados y escenarios o paisajes puramente virtuales. Pero, aún no tan atrás en el tiempo, la tan atractiva estampa del Alcázar de Segovia (por decir algo) acaso pueda haber pasado tanto por ser el Camelot del Rey Arturo, como por el castillo de Drácula, o cualquier otra cosa.

    Doc Halliday dijo:

    Lo que pasa es que yo no soy el mejor ejemplo de espectador de televisión, estoy más cerca de los abuelos del palco que criticaban las actuaciones de los Muppets

    ¡Ahí está la cosa!

    Doc Halliday dijo:

    Lo único que hace falta es que el público se enganche y compre lo que se le ofrece, que para eso se hace.

    el público tiene la última palabra, es el que decide, el share de audiencia lo es todo en televisión.

    … Y la cuota de taquilla, si se trata de cine, y demás… Claro: Es todo pensando en «el grueso del público en general» que se regocije con el producto, antes que para los «quisquillosos» que se empeñen en denostarlo buscándole pegas y defectos…

    ¡Pero el debate no sobra en absoluto, faltaría más!: La posibilidad de cualquier libre contrastación de opiniones respecto a lo que surja de todo esto es lo que lo consolida como «cultura»… (Bueno, digo yo, que igual para sentencias tan rotundas no soy el más adecuado).

    En todo caso, también estamos hablando de televisión, películas… Sofisticaciones tecnológicas actuales al servicio de la narrativa y del «contar historias o cuentos» de toda la vida (aunque hoy en día también se hayan convertido en objeto de grandes industrias y negocios que no eran antes). Pero, también digo yo: ¿Cuantísimo más antiguo es el ejercicio de adaptación, mitificación y «apropiación indebida» dentro de la más ancestral narrativa popular? Y, ya que hablamos del Cid: ¿Cuánto se sabe o se supone que pueda tener (o no) ya el propio «Cantar de mío Cid» de adaptado, manipulado o incluso apócrifo? (Sólo lo pregunto ¡eh! que yo no lo sé).

    Bueno, pues eso Doc: Total, tres cosas:

    -- Que sólo quería recalcar que me parece bastante que, cada cual a su manera, hemos estado diciendo lo mismo.

    -- Que, por consiguiente, y para decir sólo eso, pretendía yo despachar este comentario nada más que con un par de frases… Pero que me entusiasmo tontamente (me acabo como enviciando) y acabo gastando el rato aquí tecleando (a dos dedos que tecleo yo) ocurrencias añadidas al respecto… Para sólo recalcar igualmente lo ya tan dicho y expresado… Me perdonen.

    -- Y que… Sigo siendo alguien que en realidad no ha visto la serie a la que, en principio, se refiere todo esto. ¡Que ya tiene narices también por mi parte!

    Saludos.

  • Doc Halliday dijo:

    Este comentario, si me lo permites, está un tanto forzado. Da la impresión (espero que equivocada) de que piensas que muchos militantes de la izquierda (entre los que no me cuento, por simple coherencia. He sido compañero de viaje, pero jamás he sido, soy o seré soldado de nadie) son de una simpleza desazonadora. ¿Los militantes de la izquierda no leen y no tienen internet?. ¿Ser militante de izquierdas es ser simplemente el recipiente de algo que tu te imaginas y que les mueve como si fueran robots?.

    Se llama falacia de la generalización apresurada mezclada con un hombre de paja de libro. Primero todo el que no piensa como tú es tan tonto como el más tonto que encuentres, y luego, te inventas que todos dicen cualquier g*pollez

  • @ Javi:

    Se llama negación por sesgo.

    Aunque leas algo cierto no lo aceptas.

    Esto es muy marcado en las personas de tendencia ideológica de izquierdas , que no valoran un hecho por el resultado sino por su propósito.
    Es como decir que el socialismo es bueno porque nunca se a llegado a su estado más puro en vez de valorarlo por los resultados que siempre ha dejado

  • @ Doc Halliday:

    El capitalismo se mide por su resultado en cualquiera de su % de aplicación, se adapta o tranforma dependiendo de las necesidades de mercado, por eso ahora están mejor valoradas las empresas digitales y menos las tradicionales, porque lo demanda más la sociedad. Y tu puedes comprobarlo en tu día a día y al que debes tu bienestar.

    Tanto es así que los soviéticos tenían que mirar los precios de los productos en los mercados de los países capitalistas para saber que precio ponerles.

    O el mismo Julio Anguita que el si se había leído la teoría del capital y el manifiesto comunista decía aludiendo a los empresarios que «no hay que exprimir del todo a la vaca para que siga dando leche» como sabía el mismo karl Marx

    De nada

  • Veo a que nuestro estulto particular sigue con la tensión alta. :meparto: :meparto: :meparto:

  • Vaya, la espada no es inventada por ningún artista trabajando para la industria del cine. Es una reproducción exacta de la joyeuse, la espada de Carlomagno.

  • Un análisis de los errores históricos… ¡Sólo del trailer!

  • @ Lamentira:

    Eso te pasa por ver series españolas, al menos los americanos si se equivocan lo hacen para virtuarse.
    Es una serie que ni se basa en la historia ni lo hace en el cantar. Solo es la visión de un zurdo que nos viene a contar que los moros no eran malos y que solo la cristiandad hizo mal por echarlos.
    Y ni hablar quiero de los últimos de filipinas…eso si que es un insulto a la historia y a españa


\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies