Cuatro mitos sobre los cigarrillos electrónicos

ecig

Los defensores del cigarrillo electrónico dicen que es una alternativa limpia al tabaco, e incluso que sirve para dejar de fumar. Las empresas que los producen (en su mayoría sin  regulación) aseguran que son inofensivos. La realidad es un poco más complicada. Veremos aquí cuatro ideas erróneas sobre los cigarros electrónicos y las evidencias científicas en contra de ellos.

Mito 1: El vapor del cigarro electrónico no es dañino.

Las capsulas de “vapear” contienen nicotina, agua y un disolvente (normalmente glicerina o polietilenglicol). También pueden contener agentes aromatizantes, tales como aceite de gaulteria. Aunque esta mezcla puede sonar bastante inofensiva, ni el líquido, ni el sistema de administración del dispositivo están regulados; esto significa que los cigarrillos electrónicos podrían producir sustancias químicas nocivas.

De hecho, estudios recientes han identificado impurezas que van desde el formaldehído a los metales pesados ​​en el vapor de los cigarros electrónicos. Además, el polietilenglicol es un conocido irritante de los ojos y las vías respiratorias.

Un estudio reciente encontró formaldehído, acetaldehído y acetona en el vapor obtenido de varios modelos de cápsulas de nicotina líquidas.

A esto hay que añadirle que los usuarios pueden amplificar la intensidad de administración de la nicotina, dando como resultado una mayor cantidad de vapor y de sus correspondientes sustancias nocivas. El vapor tiene un contenido químico más bajo que el humo del tabaco, pero se encontró una enorme variabilidad en las cantidades de sustancias medidas entre los diferentes productos testados.

 

Mito 2: Los cigarrillos electrónicos son seguros

Además de la posible toxicidad de los subproductos químicos, que a largo plazo puedan perjudicar a los usuarios, los cigarros electrónicos son peligrosos por ostro motivo. La nicotina líquida es extremadamente tóxica cuando se ingiere. En algunos informes, niños lactantes han ingerido accidentalmente esta sustancia.

Las posibilidades de que esto ocurra pueden aumentar con las nicotinas líquidas con sabor, que puede venir en paquetes de aspecto atractivo y con agradable olor.

Es un producto que puede ser mortal en dosis altas, y que se puede adquirir sin receta. Una cucharadita de nicotina líquida estándar sería suficiente para matar a una persona de 90 kilos.

 

Mito 3: Se puede dejar de fumar con los cigarrillos electrónicos

Hay pocos estudios al respecto y con resultados dispares. En algunos casos los usuarios redujeron el consumo de tabaco normal, pero no consiguieron abandonar el hábito de fumar.

En general, los estudios sugieren que los cigarrillos electrónicos no están asociados con el éxito en dejar de fumar en muestras generales de población de los fumadores. Al contrario, un tercio de los usuarios jóvenes son adictos a la nicotina sin haber probado nunca un cigarrillo convencional.

 

Mito 4: El vapor de los cigarrillos electrónicos no es dañino para los fumadores pasivos

Un incentivo a la venta de los e-cigarrillos es que pueden ser utilizados en cualquier lugar, ya que no producen humo tóxico que pueda ser perjudicial para las personas que están próximas. Pero la inhalación de vapor de segunda mano, también conocido como “vaping pasivo”, no es inofensiva. De hecho, los expertos dicen que aunque el nivel de los productos químicos tóxicos en el vapor de segunda mano es más pequeño que en el humo de segunda mano, el humo e-cigarrillos contiene una cantidad similar de pequeñas partículas de metales pesados ​​y otras sustancias que pueden dañar los pulmones.

 

Fuente:  Live Science

  • y Aun así ni se le acerca a la toxicidad de un cigarro convencional, se que no es la orientación del articulo, pero pareciera que se quiere demonizar a la alternativa a un producto tan absolutamente nefasto en su composición y consecuencias como es el tabaco

    Y que conste que soy el primero que abogaría por unos cigarros electrónicos que pasen controles de calidad aunque eso signifique darle tajada al gobierno, el único miedo que tengo es el precio al que pretenderían vendernos estos productos, ya que se les acabaría el otro chollo, el del tabaco cancerígeno, mucho tendrían que ganar para dejar de atacar esta alternativa mucho menos dañina y regularla

  • @ Azzazel:

    EL sentido de la nota es la de informar. Apenas hace poco se dieron los primeros casos de neumonia en España por el consumo de estos cigarrillos. Las personas suelen pensar que estos son inocuos y tiende a consumirlos en mayor medida que los normales. Es correcto que la gente sepa que no es así, quizá se pueda evitar un mal causado por ignorancia.

  • @ Azzazel:
    Si la alternativa también es mala, me da lo mismo que sea “menos mala”, es mala y punto.

  • Don Menti,
    Disculpe pero a los mitos 1 y 4 les faltan datos y referencias.
    Con lo demás estoy de acuerdo, ni son para dejar de fumar, ni tienen por que ser considerados inocuos (pese a que así los promocionen).
    Y por si sale a relucir durante el debate, mi adicción a la nicotina es casi clínica.

  • Claudio dijo:

    Disculpe pero a los mitos 1 y 4 les faltan datos y referencias.

    Hola Claudio. Yo creo que este documento vale para los dos, para el 1 y el 4.

    http://www.plosone.org/article/info:doi/10.1371/journal.pone.0057987

    Es un tema delicado el de este post, pero creo que contiene información importante, tanto para los fumadores, no fumadores y vapeadores.

  • Esto son “mariconadas”, donde esté un buen “habano”… :droga:

  • @ Claudio:

    Saludos de otro adicto…

    @ Tobaga:

    Fundamentalmente, Romeo y Julieta.

  • En cualquier caso se podrá regular su comercio para implantar controles de calidad y considerar los líquidos de nicotina equivalentes al tabaco en todos los sentidos. Pero pretender que el propio cigarrillo electrónico sea tratado como medicamento es tan absurdo como pretenderlo para el mechero. No olvidemos que se puede vapear sin nicotina, igual que se puede beber cerveza sin alcohol.

  • Hola, el artículo es incorrecto, el polietilenglicol no se usa en los líquidos de cigarrillo electrónico, enrealidad se usa el propilenglicol. Son dos sustancias con toxicidad muy distintas.

    Saludos.

  • Hace un año que no fumo , ahora vapeo.

    como exfumador puedo decir que desde que vapeo me encuentro mucho mejor ,según me dijo el medico he recuperado capacidad pulmonar.

    Respecto los fumadores pasivos os puedo decir que vivo con un compañero y no sabe cuando vapeo por que no huele,ni molesta, antes tenia que salir a fumar a la terraza.

    Creo que es un gran invento y que las tabacaleras y farmaceuticas esta acojonadas, esto es lo unico que justifica que se hable tan mal de el.


\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR