Apollo 20

En abril de 2007 un usuario de youtube con el sobrenombre de retiredafb subía a la red un vídeo que supuestamente pertenecería a una misión oficialmente cancelada de la NASA: el Apollo 20. Hace un tiempo que retiredafb ha movido todos sus vídeos de youtube a la red revver. La razón que alega este usuario es que sus comentarios habían sido manipulados, pero la verdadera razón que subyace es que en revver se paga a los usuarios por el número de visitas de sus vídeos.

Aunque no hay evidencia de ello, retiredafb dice ser William Rutledge, supuesto piloto de pruebas para la USAF en algunas misiones secretas. Hace tiempo realizó una  entrevista con Luca Scantamburlo en la que daba algunos detalles personales (posiblemente inventados todos ). En esa entrevista retiredafb decía que no perteneció a la plantilla de la NASA. Actualmente viviría en Ruanda, adonde habría ido a parar por motivos sentimentales. La tripulación que estaba planificada para el Apollo 20 antes de su cancelación, era la compuesta por Stuart Allen Roosa, Don Leslie Lind y Jack Robert Lousma, aunque finalmente estaría formada por el propio William, Leona Marietta Snyder y  Alexey Leonov. Sus dos compañeros son sovieticos ya que la misión, a pesar de encontrarse ambas potencias en plena guerra fría, era conjunta (y así es más dificil comprobar la veracidad de los otros dos tripulantes). William habria sido seleccionado por su ateismo, que sería un valor importante para la misión del Apollo 20: investigar una posible nave alienígena abandonada en la cara oculta de la Luna.

Tripulación del Apollo 20

El siguiente vídeo es una mezcla de los que retiredafb tiene en la red revver. El engaño está bastante cuidado y se nota que no fue algo esporádico, sino que la persona que lo hizo cuidó bastante los detalles. Quería hacer una buena historia y ganar dinero con ello. Pero como en todos los crímenes, siempre quedan cabos sueltos.

Toda buena conspiración tiene que tener un punto en el que apoyarse, y en este caso el punto es una extraña formación que puede apreciarse en la cara oculta de la Luna, cerca del crater Fermi. En las fotografías tomadas por la NASA puede apreciarse algo que a primera vista parece tener la forma de un puro y que fue captada por la misión Apollo 15.

A la derecha se puede apreciar la extraña formación

Analizando con más detalle las fotografías de este montículo se aprecia que en realidad no es más que un efecto de luces y sombras.

Las fotos son de opinandosobreelmundo.wordpress.com.

Detalle de la formación

Otro detalle más

Otro tema muy cuidado son las tomas del módulo de mando del Apollo. Se ven muy verídicas y para cualquier profano en la materia, estas tomas parecen imposibles de falsificar. Pero si miramos con detalle observamos algunos fallos. Por ejemplo, en eminuto 1:45 del vídeo aparece la escotilla del módulo. Supuestamente la imagen se tomó cuando se estaba sobrevolando la luna, pero si nos fijamos en los detalles, la escotilla está está en la configuración de apertura. Cuando la escotilla está cerrada, se ve de manera distinta.La toma además es lo suficientemente cercana como para que no se vea que está abierta.

Toma de la escotilla

Escotilla abierta

Escotilla abierta

Escotilla cerrada

Escotilla cerrada

Notad la diferencia que se puede apreciar en la zona de las bisagras y la posición de la manivela. Otro punto importante es ¿cómo es posible que si es un fake alguien haya podido acceder a un modulo de mando? No es nada extraordinario. En el US Space and Rocket Center de Alabama hay uno de acceso público. Mirad como se lo pasan estos chavales. El logotipo, fácilmente falsificable, no coincide con el originalmente diseñado por la NASA, aunque esto no dice nada, ya que si finalmente se cambió la tripulación y la misión, perfectamente se podría haber cambiado el emblema.

Emblema del Apollo 20 (fuente NASA)

El que esté fijado al panel de control del MM de una menera tan cutre (con celo) a priori puede parecer un indicio de fake, pero no lo es. Parece ser que era costumbre fijar los emblemas de esta manera. Mirad por ejemplo esta fotografía de la misión Apollo 17. Podéis ver más en este enlace.

Panel del CM del Apollo 17. El astronauta es Ron Evans

Ese panel ovalado es común en todas las misiones Apollo. En él está ubicado el sextante (izquierda) y el telescopio (derecha) según se aprecia en este diagrama. La leyenda la podéis ver en este enlace.

Ubicación del panel con los emblemas.

Las tomas que parecen ser tomadas desde el módulo lunar son en realidad hechas sobre una plataforma de arcilla y con una iluminación similar a la que tiene la supercie lunar. Algo parecido (aunque con un poco más de calidad) a lo que ha hecho este otro usuario.

Lo mismo aplica al objeto que se pretende hacer pasar por nave espacial. Es otro modelo de arcilla. El tamaño que tendría la nave de ser real sería extraordinariamente grande.

spaceship

Visto el éxito obtenido por la primera entrega de la saga, retiredafb ha ido publicando más vídeos, en los que aparece una ciudad y en las últimas entregas una momia de una mujer alienígena encontrada dentro de la nave y que fue llevada al módulo lunar para ser examinada. Vemos en el vídeo que los astronautas no tienen ninguna precaución biológica y que manipulan con las manos desnudas al ET, cosa poco creible. La textura del ser tiene un aspecto arcilloso, especialmente el pelo. Ello parece ser debido a que estaba recubierto por una sustancia protectora, pero no cuela. En la web opinandosobreelmundo se apunta al artista frances Thierry Speth como posible autor de la escultura. Si se junta este dato con que en la entrevista hecha por Luca Scantamburlo,  retiredafb se excusa por su inglés ya que hace tiempo que se expresa sólo en francés, parece que el autor de esta saga podría ser alguien muy cercano a Thierry.

El espacio del ML no es ni mucho menos el necesario para que los dos tripulantes se desenvuelvan como muestra el vídeo, habiendo introducido un tercer cuerpo allí dentro. Un usuario llamado bishop1971 del foro abovetopsecret indicaba (también según opinandosobreelmundo) que la toma se había realizado por la técnica del croma key, apreciándose que la imagen de la autopsia está sobrepuesta a la imagen del módulo lunar.

Detalle que delata la técnica de croma key

En definitiva, estamos ante una falsificación, bastante cuidada eso si, que no es otra cosa que un intento por ganar notoriedad y dinero de los incautos que se dejen timar por él y que se apoya en los que lo difunden como algo cierto, como se hacía un par de días en el blog de Rafael Palacios.

Los enlaces de la sección referencias son muy recomendables si queréis profundizar más en el engaño.

Referencias:

http://opinandosobreelmundo.wordpress.com/2009/08/20/apollo-20-la-verdad-detras-de-una-asombrosa-historia-1-parte/

http://opinandosobreelmundo.wordpress.com/2009/08/20/apollo-20-la-verdad-detras-de-una-asombrosa-historia-2-parte/

http://blog.sublime.ca/2007/06/spaceship-debunked.html

  • @ CarlosR:
    Las pruebas están puertas adentro de la NASA, no en el sendero de migas que este organismo ha sembrado con ayuda de los medios. Su hermetismo hace mas fácil inundar las redes con mensajes y mensajeros que ningún bien le hacen al objetivo primero de la ciencia. No estaría mal conocer la cuenta bancaria de algunos de ellos… Los estadounidenses pueden haber llegado a la Luna, pero es una pena no tener nuevos registros, registros digitales y en tiempo real que no dejen lugar a dudas. Mientras eso sucede, me reservo el derecho a sentirme engañado. Sobre el otro asunto, muchos dicen “Dios”, pero no todos quieren decir lo mismo. Cada cual debe hacerse carga de su propia fe sin intentar convertir al otro, aun si esa fe se apoya en un dogma llamado ciencia.

  • @ doc halliday:
    Su desafío es mas ofensivo que irónico, por eso intentare intencionalmente no colocarme en ese mismo nivel (quizás no pueda…). El cerebro humano es fisiológicamente el mismo en cada individuo, pero creer que los juicios se establecen solo a partir de la lógica que algunos piden prestada es un error. Debería usted establecer la diferencia entre hechos y opiniones para comprender el significado de la palabra “creer”.
    Tiene usted todo el derecho de apegarse a las imágenes de una filmación y declararlas como verdaderas, pero yo me reservo el lujo de la duda. Esta a la vista que los gobiernos de las potencias militares nunca han mostrado a la población el 100% de sus prodigios tecnológicos y si usted tiene dudas, es libre de consultar de que se trato el proyecto Manhattan y de que manera el gobierno de aquel momento utilizo a la prensa para no informar.

    Sobre el asunto del trucaje tecnológico como algo factible en aquella década, le recuerdo que la famosa película “2001: A Space Odyssey”, de Stanley Kubrick, con sus vanguardistas efectos especiales, se estreno el año anterior a la “incuestionable” llegada del hombre al generoso satélite. Así que yo digo: Sí, podían trucarse. Aun siendo testigos presenciales de determinados fenómenos, nuestros sentidos pueden ser engañados (magos y prestidigitadores nunca se han quedado sin trabajo).
    Personalmente, solo comulgo con ruedas que buscando la verdad no temen tropezar con la duda.
    Muchos pretenden ser escépticos, pues entonces veamos que es escepticismo:
    1) Recelo, incredulidad o falta de confianza en la verdad o eficacia de una cosa.
    2) Doctrina filosófica que considera que no hay ningún saber firme, ni puede encontrarse ninguna opinión segura.
    Atendiendo a la primera, este tipo de pensadores conservan un gran recelo respecto a la eficacia de la duda (base de la observación y del método científico). Solo son capaces de dudar de hechos y opiniones que contradicen sus verdades reflejas. Esos si, sabiéndolo o no, se agrupan en sectas alienantes y destructivas. Prefiero escuchar y leer a escépticos verdaderos, a esos que honran la segunda acepción. Ella moviliza mas a la ciencia que cuatro ruedas pesadas de molino que no pueden cambiar de dirección.
    No es obligación que usted trascienda con mis palabras, por tanto, puede decirles “banales” si no es capaz de hallar en ellas un camino superador.

  • @ MaGaO:
    La diferencia es patente: la pirámide de Khufu ha sido visitada y examinada por científicos y autodidactas de diversos países porque no es un testimonio material que pueda poner en juego la supremacía de ninguna superpotencia. No ha pasado lo mismo con la mentada visita al suelo lunar.
    Yo soy capaz de dudar de la composición de los bloques de las pirámides y también de la antigüedad de la esfinge porque nunca las he tocado ni analizado. Usted puede hacer lo mismo con las rocas lunares (aun si en cierta ocasión toco alguna), en eso consiste ejercer la duda y el poder de observación (tips que no son ajenos para la ciencia).
    El asunto del trucaje es debatible. La edición de imágenes no es un invento nuevo. Ademas, si en 1968 hubiesen visto en la gran pantalla la filmación del supuesto alunizaje, sin el auspicio del gobierno estadounidense, mas de uno hubiese pensado que “2001: A Space Odyssey”, de Stanley Kubrick, peco en su perfección. Por tanto, la frase “no pudieron ser trucadas” suena para mi muy radical (esto no invalida tal afirmación, por supuesto, pero tampoco la hace incuestionable).
    Sobre los argumentos de autoridad: exponer el propio pensamiento claramente y con vehemencia no es igual a desechar por inercia pensamientos diversos opuestos al propio. Yo instalo mis dudas sobre verdades que por recalcitrantes huelen a falacias, no intento imponer mi pensamiento a nadie, pero jamas renuncio a defenderlo. En todo caso, decir que algo es autorreferencial no es impugnarlo (no existen sistemas cerrados para quien puede integrar lo diverso).
    “Desconocimiento practico” hace referencia a ese conocimiento que demanda nuestra presencia en el lugar de los hechos (sin intermediarios). Es el que deriva del estudio de campo.
    Sobre “imágenes adulteradas” (perdón la autorreferencia), la diferencia es que yo no acepto una mentira como prueba de una verdad. Por lo tanto, no me alcanza un primer plano de la arena de Namibia para afirmar luego que la arena de Egipto es igual.
    No utilice yo la palabra “culpables”, tampoco “delito” (esos términos cobran sentido en mentes con pocos matices que agitan el filo de los extremos).

  • Alejandro Longopas dijo:

    Las pruebas están puertas adentro de la NASA, no en el sendero de migas que este organismo ha sembrado con ayuda de los medios.

    Eso es mentira: los rusos usaron las misiones Apolo para hacer pruebas de seguimiento por radar, por poner un ejemplo, porque les servía para probar el sistema que, en caso de tener éxito, usarían para sus propias misiones. Existen evidencias de terceros como Larry Baysinger (W4EJA), un radioaficionado y astrónomo amateur o la Kettering Grammar School, que tenía un grupo dedicado a rastrear satélites y emisiones de radio, y que fue capaz de captar comunicaciones del Apolo 18.

    Su hermetismo hace mas fácil inundar las redes con mensajes y mensajeros que ningún bien le hacen al objetivo primero de la ciencia.

    La NASA… hermética. Cambia de camello: te está cortando la droga con algo raro.

    No estaría mal conocer la cuenta bancaria de algunos de ellos…

    No estaría mal conocer la tuya, ya puestos.

    Los estadounidenses pueden haber llegado a la Luna, pero es una pena no tener nuevos registros, registros digitales y en tiempo real que no dejen lugar a dudas.

    Los registros existen. Tú los rechazas porque te da la gana.

    Mientras eso sucede, me reservo el derecho a sentirme engañado.

    Puedes reservarte el derecho cuanto quieras, porque estás engañado: estás engañado por los que te han vendido la moto de las dudas. Y sí, te la han vendido, no vengas ahora a decir que todas estas tonterías te las has inventado tú solito.

    Sobre el otro asunto, muchos dicen “Dios”, pero no todos quieren decir lo mismo. Cada cual debe hacerse carga de su propia fe sin intentar convertir al otro, aun si esa fe se apoya en un dogma llamado ciencia.

    un dogma llamado ciencia
    Cuando tengas idea de que es la ciencia, hablas. Mientras tanto estás escribiendo estupideces.

    Su desafío es mas ofensivo que irónico,

    No. Se llama tú estás diciendo que algo ocurre, demuéstralo. Y como de costumbre, huyes.

    por eso intentare intencionalmente no colocarme en ese mismo nivel (quizás no pueda…).

    No podrás: no das para tanto.

    El cerebro humano es fisiológicamente el mismo en cada individuo, pero creer que los juicios se establecen solo a partir de la lógica que algunos piden prestada es un error.

    Y, sin embargo, tú solo tienes una lógica de mercadillo para sostener tus dudas.

    Debería usted establecer la diferencia entre hechos y opiniones para comprender el significado de la palabra “creer”.

    Es fácil: tú solo tienes opiniones (esto es: creencias). Los demás tenemos evidencias.

    Tiene usted todo el derecho de apegarse a las imágenes de una filmación y declararlas como verdaderas, pero yo me reservo el lujo de la duda.

    Que sí, que estás encantado de haberte conocido a ti mismo como ser dudante. Sigues siendo más corto que las mangas de un chaleco.

    Esta a la vista que los gobiernos de las potencias militares nunca han mostrado a la población el 100% de sus prodigios tecnológicos

    Claro, hombre. Tan a la vista que, oh sorpresa, tenemos toda la información sobre el proyecto Apolo porque era civil, no militar. Pero de eso tampoco te enteraste, lumbreras.

    y si usted tiene dudas, es libre de consultar de que se trato el proyecto Manhattan y de que manera el gobierno de aquel momento utilizo a la prensa para no informar.

    Te sorprenderá saber, criatura, que EEUU estaba en guerra en aquella época y el proyecto Manhattan era un proyecto militar para producir un arma de fisión nuclear. ¿Qué esperabas, que lo anunciaran a bombo y platillo?

    Sobre el asunto del trucaje tecnológico como algo factible en aquella década, le recuerdo que la famosa película “2001: A Space Odyssey”, de Stanley Kubrick, con sus vanguardistas efectos especiales, se estreno el año anterior a la “incuestionable” llegada del hombre al generoso satélite.

    Y cuando se compararon las imágenes con las del alunizaje se comprobó que la película había cometido errores.

    Así que yo digo: Sí, podían trucarse.

    Puedes decir misa: no existía la tecnología para transmitir la misión como se hizo de forma continua durante horas. No se podía simular ni la gravedad (en “2001” ni lo intentan) ni la falta de atmósfera (por eso las luces en “2001” tienen un pequeño halo debido al aire). Vamos, que sigues sin tener ni idea de lo que hablas.

    Aun siendo testigos presenciales de determinados fenómenos, nuestros sentidos pueden ser engañados (magos y prestidigitadores nunca se han quedado sin trabajo).

    Sí, no veas. Pusieron a David Copperfield a cargo de la simulación.

    Personalmente, solo comulgo con ruedas que buscando la verdad no temen tropezar con la duda.

    No, no te hagas de más. Tú eres un negacionista, punto. Quieres disfrazar tu negacionismo de duda, pero eres un negacionista. Asúmelo. Seguirás siendo igual de negacionista pero solo sufrirás el escarnio de ser negacionista, sin tener que añadir el de querer disimularlo.

    Muchos pretenden ser escépticos, pues entonces veamos que es escepticismo:

    ¿Vas a venir a dar clases de escepticismo, negacionista?

    1) Recelo, incredulidad o falta de confianza en la verdad o eficacia de una cosa.
    2) Doctrina filosófica que considera que no hay ningún saber firme, ni puede encontrarse ninguna opinión segura.
    Atendiendo a la primera, este tipo de pensadores conservan un gran recelo respecto a la eficacia de la duda (base de la observación y del método científico).

    O sea, que dudan de la duda. ¿Qué basura de razonamiento estás asignando a este tipo de pensadores?

    Solo son capaces de dudar de hechos y opiniones que contradicen sus verdades reflejas. Esos si, sabiéndolo o no, se agrupan en sectas alienantes y destructivas. Prefiero escuchar y leer a escépticos verdaderos, a esos que honran la segunda acepción. Ella moviliza mas a la ciencia que cuatro ruedas pesadas de molino que no pueden cambiar de dirección.

    No, nene, tu problema es que no quieres atender a los hechos. Y como negar la realidad es demasiado incluso para ti, quieres ocultar tu conclusión a priori entre las bambalinas de un supuesto escepticismo que ni siquiera entiendes.

    No es obligación que usted trascienda con mis palabras, por tanto, puede decirles “banales” si no es capaz de hallar en ellas un camino superador.

    Tus palabras son tonterías, una detrás de otra.

    La diferencia es patente: la pirámide de Khufu ha sido visitada y examinada por científicos y autodidactas de diversos países porque no es un testimonio material que pueda poner en juego la supremacía de ninguna superpotencia. No ha pasado lo mismo con la mentada visita al suelo lunar.

    Y ¿sabes lo que sacan los autodidactas? Tonterías sobre la supuesta imposibilidad de que una cultura cuyo imperio se encontraba en la cumbre de su poder, con amplios conocimientos de geometría y de gestión de recursos fuera capaz de construir una estructura como esa. Así que ahórrame tus alegaciones de supuesta reproducibilidad: los negacionistas de los alunizajes os diferenciáis poco de los negacionistas de la construcción de la pirámide de Khufu.

    Yo soy capaz de dudar de la composición de los bloques de las pirámides y también de la antigüedad de la esfinge porque nunca las he tocado ni analizado.

    Y, con ello, demuestras una vez más que consideras tu ignorancia suficiente para dudar. Porque, según tú, todos los arqueólogos están conchavados para mentir.

    Usted puede hacer lo mismo con las rocas lunares (aun si en cierta ocasión toco alguna), en eso consiste ejercer la duda y el poder de observación (tips que no son ajenos para la ciencia).

    En eso consiste el negacionismo: rechazar las evidencias disponibles.

    El asunto del trucaje es debatible.

    Solo si no se tiene la más mínima idea de la tecnología disponible en aquella época, como es tu caso. Para los que tenemos idea de la capacidad de los ordenadores de la época, la generación por ordenador es una estupidez.

    La edición de imágenes no es un invento nuevo.

    No, no lo es. El problema es que en 1968 la creación digital de películas no llegaba más allá de representar el dibujo de un colibrí.

    Ademas, si en 1968 hubiesen visto en la gran pantalla la filmación del supuesto alunizaje, sin el auspicio del gobierno estadounidense, mas de uno hubiese pensado que “2001: A Space Odyssey”, de Stanley Kubrick, peco en su perfección.

    No tienes ni idea de lo que hubiera sido perfección. Kubrick no la alcanzó.

    Por tanto, la frase “no pudieron ser trucadas” suena para mi muy radical (esto no invalida tal afirmación, por supuesto, pero tampoco la hace incuestionable).

    Puede sonar tan radical como quieras: es la verdad. No se podía. Era imposible. Te lo puedo intentar decir de más modos pero es lo que hay.

    Sobre los argumentos de autoridad: exponer el propio pensamiento claramente y con vehemencia no es igual a desechar por inercia pensamientos diversos opuestos al propio.

    Como ya he escrito más arriba: no te des aires. Tú niegas, punto. Y luego buscas dónde esconder tu negación.

    Yo instalo mis dudas sobre verdades que por recalcitrantes huelen a falacias,

    Ni siquiera sabes lo que escribes. Si fueran verdades no tendrías dudas, negarías. Pero no tienes verdades: tienes tu opinión y la quieres convertir en verdad. Pero ¿evidencias? No señor, era caso de conciencia, que terminaba la fábula de Micifuz y Zapirón.

    no intento imponer mi pensamiento a nadie, pero jamas renuncio a defenderlo.

    Incluso cuando es una auténtica estupidez. Eso no se llama persistencia: se llama obstinación.

    En todo caso, decir que algo es autorreferencial no es impugnarlo (no existen sistemas cerrados para quien puede integrar lo diverso).

    Bonita floritura para no decir nada.

    “Desconocimiento practico” hace referencia a ese conocimiento que demanda nuestra presencia en el lugar de los hechos (sin intermediarios). Es el que deriva del estudio de campo.

    A ver, chaval: yo he estado trabajando con equipos construidos en 1971. En su momento eran lo más potente que había en el mercado comercial. Para cuando llegué a usarlos eran una basura.

    Sobre “imágenes adulteradas” (perdón la autorreferencia), la diferencia es que yo no acepto una mentira como prueba de una verdad.

    Tú no aceptas nada, ni aunque sea verdad.

    Por lo tanto, no me alcanza un primer plano de la arena de Namibia para afirmar luego que la arena de Egipto es igual.

    Una vez más, haciendo gala de tu cerril ignorancia. A ver, niño: que tú no hayas visto más que un grano de arena no significa que los demás compartamos tu ignorancia.

    No utilice yo la palabra “culpables”, tampoco “delito” (esos términos cobran sentido en mentes con pocos matices que agitan el filo de los extremos).

    Uso los términos que corresponden. Si no te gustan, mala suerte.

  • @ Alejandro Longopas:

    Sigue usted haciendo de su ignorancia la medida universal de todas las cosas. Intente aclarar sus errores y después ya no será necesaria esta conversación.

    Por ejemplo:

    http://www.um.es/docencia/barzana/DIVULGACION/CIENCIA/Ciencia-y-metodo-cientifico.html

  • @ MaGaO:

    Fortalecer tu idea no debilita la mía, pero no volveré a repetir el punto en torno al cual gira mi pensamiento (esta en varias entradas para ser releído). La NASA no comunica el 100% de lo que sabe, por eso existen documentos clasificados). También hay terceros que cuando abandonan estas instituciones dejan “filtrar” datos sensibles. La pregunta es: ¿Por que debería creerle mas a unos que a otros si ninguno deja bajo la luz publica suficiente información? Básicamente, me parece realmente desleal en la búsqueda de la verdad elaborar vídeos destinados a comprobar que el ciudadano común puede ser engañado. Repito, los engaños montados en la desinformación y la edición u ocultación de imágenes no se producen solamente del lado de los llamados “creyentes en teorías conspirativas”.
    Decir que me drogo no le dará mayor brillantez a tus ideas, mas bien lograras opacarlas mostrando tu irascible carácter. Lo de las cuentas bancarias fue una ironía, pero soy resistente a la escasa originalidad de un adversario circunstancial (tampoco soy rencoroso).
    No rechazo los registros, rechazo los ataques desmesurados e injustificados contra aquellos que plantean ideas distintas. Agradezco tu información, no la escasez de modales. Te equivocas cuando afirmas que me han vendido una idea, porque en mi caso escucho las dos campanas. Eso si, desconfío cuando hay una demasiado ruidosa.
    De nuevo afirmas que decir que la ciencia es un dogma entra en el área de las “estupideces”, y te equivocas, porque la idea de una ciencia inmutable y reaccionaria contra nuevas ideas es efectivamente un dogma. Solo puedo suavizar ese pensamiento afirmando que, como mucho, la ciencia misma puede ser victima de falsos aliados o mensajeros dogmáticos.
    ¿Demostrar? A lo sumo se puede argumentar. Si lo que quieres es una demostración, deberías echar tu desafío a un científico, no a un simple ciudadano que escucha, que lee y opina. No tengo nave espacial, tampoco se si la NASA
    me daría permiso… ¡Lastima que no aclaras que cosa yo digo que ocurre!
    Tu dices “No podrás: no das para tanto”
    Yo digo: “No quiero, gritar ofensas desde el subsuelo no es mi estilo”
    ¿Tienes un problema con los “mercadillos”? Ellos tienen una ventaja: no encriptan como las grandes vidrieras los productos que ofrecen, tampoco se instalan demasiado tiempo en un mismo lugar. Quizás tus intenciones son buenas, pero esa ventana por la que invitas a los otros a asomarse parece mas bien una guillotina.
    Lo que para ti son evidencias, para mi son indicios, esa es la diferencia (saludos a “los demás”).
    Si soy “mas corto que las mangas de un chaleco”, ten por seguro que suplo esa desnudez con viva imaginación. Como dijo Einstein: “La imaginación es mas importante que el conocimiento”. No critico a quien vive solo de pan, pero tampoco abrazo esa ideología.
    Me había dejado una duda el proyecto Apolo, pero ya la he despejado señor Gorsky…
    Volviendo al proyecto Manhattan, la población tenia derecho a saber mínimamente que efectos provocaría la radiación en los seres vivos. Por otra parte, no existe una linea sagrada entre civil y militar (a no ser que pienses que NASA intentaba instalar mercadillos en la Luna).
    La película de Kubrick también tuvo aciertos, y en un año, con apoyo del Estado, los errores se corrigen. Para cada “prueba” a favor de aquel alunizaje hay una “contraprueba” (la lista es mucho mas amplia que las tres objeciones que aquí presentas). No es mi intención recortar y pegar lo que puedes buscar y leer por ti mismo (tampoco eres Wernher von Braun).
    Lo de Copperfield me dio gracia. ¡Bien por ti! (aun conservas espacio para el buen humor). De todas maneras, la magia de hoy es la ciencia de mañana.
    Sobre el asunto de la duda, esta puede llevar tanto a afirmar como a negar. Por cierto, has escrito cuatro veces en el mismo párrafo la palabra “negacionista”, no dejes que se convierta en un TOC.
    Como dices, hay pensadores “que dudan de la duda”, ¡bien por ellos! (lo malo es que solo dudan de algunas dudas).
    Me adjudicas un pensamiento sin entender en profundidad lo que pienso, eso lejos de ofenderme me hace ver hasta donde estas dispuesto a llegar (y no me sorprende). Sostengo mi punto de vista mas allá de tu incredulidad. Hablas de realidad, pero la sola existencia de algo no es prueba suficiente de realidad. La realidad se construye y cambia, no es un bien superior a la verdad.
    “Tus palabras son tonterías”, eso es opinión, no es un hecho (eso es aplicar la ciencia en forma discrecional). ¿Donde quedo tu amor por lo empírico? Tu conclusión “a priori” no te hace un buen mensajero de “la realidad” (eso incluye tu propia geometría y gestión de recursos).
    Los arqueólogos no mienten (en eso se parecen a los políticos), pero alcanza con que omitan verdades, se nieguen a explorar nuevos paradigmas o entierren testimonios que contradigan la linea de tiempo).
    “…la generación por ordenador es una estupidez”, ¡bien! ¡Otra gran explicación científica! (eso si, la ciencia no es un dogma). Ademas, la película de Kubrick supera por lejos a tu colibrí.
    Dices que no es posible dudar de la verdad y así confundes los hechos con verdad. Es tu elección aferrarte a ellos como si fuesen TODA LA VERDAD. Yo prefiero estar abierto a nuevas opciones, sin pasar por el insulto gratuito y berreta. En ciencia no hay verdades absolutas, la verdad es puesta a prueba.
    Son tus argumentos (no los míos) los que rozan la obstinación. Otra cosa seria si considerases otras posibilidades. Eres como una cena sin sobremesa, así de aburrido.
    Yo no me doy aires, pero tu tampoco me los quitas. Te esfuerzas mas en combatir que en explicar y eso deja traslucir tus verdaderas intenciones. Seguro puedes mas, pero tu mal carácter te ha dejado en la medianía. Si realmente buscases la verdad, no te hubieses convertido en detractor de los que piensan distinto. Sabrás mucho de tecnología, pero poco sabes de buena educación.

  • @ Doc Halliday:

    Hablando seriamente sobre ignorancia, siempre hay algo que ignoramos: usted ignora, yo ignoro, todos ignoramos algo. Negar esto es verdadero negacionismo. La teoría de la tabla rasa dejo de existir hace tiempo (solo existen maestros incapaces de hacer aflorar lo que el alumno ya sabe).
    Usted intenta con su enlace develar los misterios de la ciencia, pero solo consigue dejar en evidencia la faceta mas oscura de los hombres que quieren administrar el saber. Sacerdotes y teólogos antes, científicos ahora…

    “el mundo debe volver a aceptar la ciencia o podría ser demasiado tarde para salvar al planeta Tierra”.

    ¡Eso si que suena mesiánico! Los que dudamos de la ciencia somos “ignorantes” y aquellos que investigan y descubren y entregan luego ese poder a pésimos gobernantes son los mismos que luego se presentan como “salvadores”.

    “La ciencia está “asediada”, señalaron los altos académicos reunidos en el foro anual de la Asociación Americana para el Avance de la Ciencia (AAAS) en Vancouver, al tiempo que instaron a los científicos a comunicar mejor su trabajo al público”.

    De eso se trata esta discusión, de transmitir mejor los saberes. Un docente no intenta imponer sus ideas, mas bien señala caminos posibles hacia la verdad. Eso es lo que aquí falta: personas que no conviertan a la ciencia en un sistema cerrado, personas que no dogmaticen, que no insulten para doblegar al que piensa distinto.

    “Las soluciones científicas son necesarias para resolver las crisis globales que padecemos -desde la escasez de alimentos y agua hasta la destrucción del medio ambiente- ‘pero el público ya no entiende la ciencia’, dijo el experto en cambio climático y científico de la NASA James Hansen”.

    ¿Que comen que adivinan? No hace falta ser letrado ni un as en tecnología para entender que la ciencia que busca las soluciones es la misma que nos ha metido en problemas. La gente ha puesto bajo la lupa a la ciencia porque esta a su vez se ha alejado de la ética. En este sentido, es la ciencia la que ya no entiende a la gente. Pero creo que este pensamiento es generoso ya que “la ciencia” es una entelequia, mas bien existen científicos con un móvil humanitario y otros que solo se venden al mejor postor. Dicen apuntar a la verdad y entierran los dedos en sus propios ojos.

    La medida de mi aprendizaje, por suerte, esta mucho mas allá de los errores que usted sin argumentos me adjudica. Cuando usted alcance un grado significativo de inteligencia emocional, quizás este listo para encarar este intercambio sin golpes bajos. Seguiré leyendo el articulo, sin su auspicio. ¡Buena suerte!

  • Puede usted, con todos mis respetos, insistir cuanto quiera en ello. Pero mientras no esté dispuesto a salir de su particular enrocamiento, no lo entenderá. Pero puede estar tranquilo, da lo mismo cual sea su postura o la mía, la realidad seguirá tozudamente ahí fuera y hay métodos que no dependen de usted ni de mi para obtener conocimiento contrastable y completamente fiable. Al día de hoy, es el método científico y su correcta aplicación lo único que ha demostrado con toda eficacia su utilidad en este sentido.

    Alejandro Longopas dijo:

    Hablando seriamente sobre ignorancia, siempre hay algo que ignoramos: usted ignora, yo ignoro, todos ignoramos algo. Negar esto es verdadero negacionismo.

    De acuerdo, esto es de perogrullo, pero de acuerdo. Siempre habrá algo que ignoremos y nadie niega esto por resultar evidente. Pero no puede usted escudarse en ello para tratar de decir que es imposible conocer.

    Los hechos son los hechos y son evidencias contrastables e incuestionables. Si se ha producido un lanzamiento con destino a la Luna, previamente han tenido que suceder unos (aproximadamente) 100 millones de cosas distintas que son, una por una comprobables. Desde un principio, siempre ha existido un sistema de trazabilidad en todo cuanto tiene que ver con los vuelos espaciales. Este sistema asegura que es posible conocer todo cuanto rodea un vuelo y enlazar todo lo ocurrido.

    algo imprescindible para poder extraer información útil para avanzar en la investigación, explicar en qué nos gastamos el presupuesto (hay que dar cuenta hasta del último dólar al Congreso) y, en caso de cagada, reconstruir los hechos y encontrar el fallo.

    Comenzando por las órdenes de trabajo necesarias para realizar la construcción, hasta las nóminas de los ingenieros, pasando por todo el papeleo administrativo, la preparación del lanzamiento con la intervención de miles de personas y demás. ¿tenemos constancia de algo de todo esto?.

    Y no es que sea especialmente difícil de conocer incluso para cualquier profano. No es necesario dirigirse a la propia NASA (ya que nos miente y nos oculta información) para tener conocimiento de ello. Existe información administrativa como para aburrir a un buda de bronce.

    Por ejemplo: de todos y cada uno de los trabajos de la división de ingeniería de construcción (desde las subcontratas que trabajan en el proyecto y hacen el trabajo previo, hasta el ensamblaje en la planta) hay memoria gráfica de cada fase del proyecto. Es decir, se fotografía cada fase de modo obligatorio y se guardan estas imágenes con fecha y expediente, por exigencias de la inspección de seguridad externa que realizan determinadas empresas externas acreditadas y que tiene que ver con la reconstrucción y delimitación de responsabilidades en caso de fallo.

    Un fallo en alguna de las unidades que componen todo el conjunto, puede dar resultados de accidente, pérdida de la misión y demás, que cuestan mucho dinero y hay que saber de quién es la culpa para saber quien paga y juzgar responsabilidades.

    Este archivo no es secreto y es de donde se han sacado muchas de las imágenes que han utilizado los medios y los realizadores de reportajes sobre las misiones lunares.

    Este sólo por proponer un ejemplo, y hay muchos.

    Luego no, no ignoramos. Salvo que nos empeñemos en decir que el proyecto es secreto (Algo imposible en una agencia civil perteneciente a la Administración) porque lo que nos importa no es SABER, sino defender una postura personal al margen de lo que es y no es verdad.

    Alejandro Longopas dijo:

    La teoría de la tabla rasa dejo de existir hace tiempo (solo existen maestros incapaces de hacer aflorar lo que el alumno ya sabe).

    Poesía banal y sin sentido. Se lo dice uno que ha sido profesor en una facultad de ingeniería y que si que sabe lo que es aprender y enseñar y cómo funciona el aprendizaje. Usted desconoce todo cuanto se puede desconocer sobre este tema y yo no quiero aburrirle con una extensa explicación.

    Alejandro Longopas dijo:

    Usted intenta con su enlace develar los misterios de la ciencia, pero solo consigue dejar en evidencia la faceta mas oscura de los hombres que quieren administrar el saber. Sacerdotes y teólogos antes, científicos ahora…

    Más poesía banal y sin contenido racional alguno. Confundir lo que es la ciencia, un simple método de producir conocimiento fiable y contrastable, con una religión es desconocerlo todo sobre la ciencia y es un triste intento de tomarme el pelo. Por favor, primero infórmese o pregunte lo que no sabe. Después estaremos en disposición de discutir.

    Y, discúlpeme el comentario, pero la palabra misterio y la palabra ciencia significan cosas completamente opuestas. Ponerlas juntas en la misma frase es, simplemente voluntad de contradecirse públicamente.

    Alejandro Longopas dijo:

    “el mundo debe volver a aceptar la ciencia o podría ser demasiado tarde para salvar al planeta Tierra”.

    ¡Eso si que suena mesiánico! Los que dudamos de la ciencia somos “ignorantes” y aquellos que investigan y descubren y entregan luego ese poder a pésimos gobernantes son los mismos que luego se presentan como “salvadores”.

    Esto, a parte de que lo pone usted de su cosecha, sigue siendo más poesía banal y sin sentido. La ciencia, eso que usted tan profundamente desconoce como para no entender lo que significa el término, no es un comodín al servicio de nadie. Lo demás que ha apuntado son simples bobadas fruto de su ignorancia.

    Usted desconoce absolutamente la ciencia, simplemente imagina cosas (francamente extravagantes) con las que rellenar este hueco que representa su ignorancia. Esto es que basa su razonamiento en un hueco, en nada, de lo que pretende extraer conclusiones.

    Alejandro Longopas dijo:

    “La ciencia está “asediada”, señalaron los altos académicos reunidos en el foro anual de la Asociación Americana para el Avance de la Ciencia (AAAS) en Vancouver, al tiempo que instaron a los científicos a comunicar mejor su trabajo al público”.

    si, pero usted no entiende lo que esto significa y cree que esto le puede servir para tratar de arrimar el ascua a su sardina, porque ni ha leído las memorias de la AAAS, ni las puede entender si desconoce lo que es la ciencia, lo que la ciencia hace y como lo hace. Nuevamente, simple ignorancia supina.

    Alejandro Longopas dijo:

    De eso se trata esta discusión, de transmitir mejor los saberes. Un docente no intenta imponer sus ideas, mas bien señala caminos posibles hacia la verdad. Eso es lo que aquí falta: personas que no conviertan a la ciencia en un sistema cerrado, personas que no dogmaticen, que no insulten para doblegar al que piensa distinto.

    Por favor, deje de insultar mi inteligencia. la palabra dogma y la palabra ciencia, significan cosas absolutamente opuestas.
    Vamos a obviar mis 30 años de experiencia como técnico y formador en estos temas y vamos a olvidar prudentemente que usted no ha hecho el menor esfuerzo en intentar siquiera dudar (tanto que se le llena la boca con ello), extraer alguna conclusión sobre esa duda y aprender algo sobre lo que pretende discutir sin conocer lo más minimo sobre ello. Es la mejor forma de evitar que acabe por dejar de tomarle en serio y empiece a hacer chistes por puro aburrimiento.

    Usted, lejos de “dudar” se empeña en sostener cerrilmente, contra viento y marea, lo que a usted le gustaría que fuese. Si realmente se aplicase su medicina, el primer paso es siempre el mismo: ¿puedo estar equivocado, hay algo que no se?.

    Ejecute usted ese primer paso, comience por deshacerse de su carga de ignorancia. Luego podremos discutir.

    Alejandro Longopas dijo:

    “Las soluciones científicas son necesarias para resolver las crisis globales que padecemos -desde la escasez de alimentos y agua hasta la destrucción del medio ambiente- ‘pero el público ya no entiende la ciencia’, dijo el experto en cambio climático y científico de la NASA James Hansen”.

    ¿Y?. ¿Porqué me da la razón?

    Alejandro Longopas dijo:

    ¿Que comen que adivinan? No hace falta ser letrado ni un as en tecnología para entender que la ciencia que busca las soluciones es la misma que nos ha metido en problemas.

    Siento resultar repetitivo, pero es que esto es otra muestra de su completa ignorancia acerca de lo que la ciencia es y lo que la ciencia hace. Afirmar esto es simplemente demostrar públicamente lo que afirmo. Usted insiste en decir que, porque se haya cometido un asesinato con un martillo, el culpable de tal cosa es el inventor del martillo. Bonita manera de razonar, si señor.

    Alejandro Longopas dijo:

    La gente ha puesto bajo la lupa a la ciencia porque esta a su vez se ha alejado de la ética.

    Con el mismo tipo de razonamiento se puede deducir que, desde que te eché por debajo de la puerta un ladrillo, los albañiles utilizan zapatillas blancas.

    Alejandro Longopas dijo:

    En este sentido, es la ciencia la que ya no entiende a la gente.

    Más poesía banal y vacía de contenido.

    Alejandro Longopas dijo:

    Pero creo que este pensamiento es generoso ya que “la ciencia” es una entelequia, mas bien existen científicos con un móvil humanitario y otros que solo se venden al mejor postor. Dicen apuntar a la verdad y entierran los dedos en sus propios ojos.

    Usted puede creer en la maldición del ave turuta si le place, pero esto sigue siendo lo mismo: ignorancia.

    Alejandro Longopas dijo:

    La medida de mi aprendizaje, por suerte, esta mucho mas allá de los errores que usted sin argumentos me adjudica.

    Mentira, y se lo digo sin ningún ánimo de ofenderle. Alejandro Longopas dijo:

    Cuando usted alcance un grado significativo de inteligencia emocional, quizás este listo para encarar este intercambio sin golpes bajos. Seguiré leyendo el articulo, sin su auspicio. ¡Buena suerte!

    Otro brindis al sol.

  • Alejandro Longopas dijo:

    @ MaGaO:

    Fortalecer tu idea no debilita la mía, pero no volveré a repetir el punto en torno al cual gira mi pensamiento (esta en varias entradas para ser releído).

    El punto es negar los alunizajes.

    La NASA no comunica el 100% de lo que sabe, por eso existen documentos clasificados). También hay terceros que cuando abandonan estas instituciones dejan “filtrar” datos sensibles. La pregunta es: ¿Por que debería creerle mas a unos que a otros si ninguno deja bajo la luz publica suficiente información?

    Porque en el caso de los alunizajes está corroborado por terceros. Entiendo que te guste criticar a la NASA (no, en realidad no lo entiendo) pero estás dejando de lado continuamente las evidencias de terceros.

    Básicamente, me parece realmente desleal en la búsqueda de la verdad elaborar vídeos destinados a comprobar que el ciudadano común puede ser engañado. Repito, los engaños montados en la desinformación y la edición u ocultación de imágenes no se producen solamente del lado de los llamados “creyentes en teorías conspirativas”.

    Más palabrería, pero ni una evidencia de manipulación de imágenes en los alunizajes.

    Decir que me drogo no le dará mayor brillantez a tus ideas, mas bien lograras opacarlas mostrando tu irascible carácter. Lo de las cuentas bancarias fue una ironía, pero soy resistente a la escasa originalidad de un adversario circunstancial (tampoco soy rencoroso).

    Hablas de ironía y eres incapaz de captar el sarcasmo. En fin, nada nuevo.

    No rechazo los registros,

    Sí, lo haces. Lo disfrazas de duda pero es negacionismo.

    rechazo los ataques desmesurados e injustificados contra aquellos que plantean ideas distintas.

    Relativismo. Y no son ideas distintas sino la misma: no crees que sea posible y buscas cómo sustentar tu incredulidad. Si eso supone negar las evidencias, lo haces.

    Agradezco tu información, no la escasez de modales. Te equivocas cuando afirmas que me han vendido una idea, porque en mi caso escucho las dos campanas. Eso si, desconfío cuando hay una demasiado ruidosa.

    Una vez más, autobombo. Pero ni une evidencia.

    De nuevo afirmas que decir que la ciencia es un dogma entra en el área de las “estupideces”, y te equivocas, porque la idea de una ciencia inmutable y reaccionaria contra nuevas ideas es efectivamente un dogma.

    No son nuevas ideas. Son viejas ideas ya refutadas que seguís azuzando a pesar de que están muertas.

    Solo puedo suavizar ese pensamiento afirmando que, como mucho, la ciencia misma puede ser victima de falsos aliados o mensajeros dogmáticos.

    Y mi abuela podría haber sido la reencarnación de Buda. Hablamos de los alunizajes: deja de irte por las ramas.

    ¿Demostrar? A lo sumo se puede argumentar.

    No, hijo, no. Hay evidencias de que se llevaron a cabo los alunizajes. No hay evidencias de que se falsificaran. Tus argumentos son, por ello, estériles.

    Si lo que quieres es una demostración, deberías echar tu desafío a un científico, no a un simple ciudadano que escucha, que lee y opina.

    Pobrecito mío. Entonces ¿cómo es que yo, otro simple ciudadano, sí soy capaz de encontrar evidencias?

    No tengo nave espacial, tampoco se si la NASA me daría permiso… ¡Lastima que no aclaras que cosa yo digo que ocurre!

    Revisa los comentarios anteriores. Se te han pedido evidencias y no has traído nada.

    Tu dices “No podrás: no das para tanto”
    Yo digo: “No quiero, gritar ofensas desde el subsuelo no es mi estilo”
    ¿Tienes un problema con los “mercadillos”? Ellos tienen una ventaja: no encriptan como las grandes vidrieras los productos que ofrecen, tampoco se instalan demasiado tiempo en un mismo lugar. Quizás tus intenciones son buenas, pero esa ventana por la que invitas a los otros a asomarse parece mas bien una guillotina.

    Más bobadas. En fin…

    Lo que para ti son evidencias, para mi son indicios, esa es la diferencia (saludos a “los demás”).

    Indicios. Claro. El eterno retorno de Humpty Dumpty.

    Si soy “mas corto que las mangas de un chaleco”, ten por seguro que suplo esa desnudez con viva imaginación.

    La imaginación no es una evidencia. Y así andas.

    Como dijo Einstein: “La imaginación es mas importante que el conocimiento”.

    Cuando la imaginación contradice la evidencia, se equivoca.

    No critico a quien vive solo de pan, pero tampoco abrazo esa ideología.

    Las ideas no merecen respeto: deben criticarse. Tú, sin embargo, solo niegas.

    Me había dejado una duda el proyecto Apolo, pero ya la he despejado señor Gorsky…

    #facepalm

    Volviendo al proyecto Manhattan, la población tenia derecho a saber mínimamente que efectos provocaría la radiación en los seres vivos.

    No hablamos del proyecto Manhattan. Y se volvían los efectos de la radiación.
    <blockquote Por otra parte, no existe una linea sagrada entre civil y militar (a no ser que pienses que NASA intentaba instalar mercadillos en la Luna).
    Blablabla. El hecho es que no has presentado evidencia alguna de ocultación en las misiones Apolo.

    La película de Kubrick también tuvo aciertos, y en un año, con apoyo del Estado, los errores se corrigen.

    No. La dispersión atmosférica de la luz no se corrige. La suspensión del polvo en el aire no se corrige. La gravedad terrestre no se corrige. No son medios que no han existido hasta décadas después.

    Para cada “prueba” a favor de aquel alunizaje hay una “contraprueba” (la lista es mucho mas amplia que las tres objeciones que aquí presentas). No es mi intención recortar y pegar lo que puedes buscar y leer por ti mismo (tampoco eres Wernher von Braun).

    No, claro. Cualquier excusa antes que proporcionar evidencias. Como tantos otros antes que tú.

    Lo de Copperfield me dio gracia. ¡Bien por ti! (aun conservas espacio para el buen humor). De todas maneras, la magia de hoy es la ciencia de mañana.

    No hablamos de la ciencia de mañana sino de la tecnología de ayer.

    Sobre el asunto de la duda, esta puede llevar tanto a afirmar como a negar. Por cierto, has escrito cuatro veces en el mismo párrafo la palabra “negacionista”, no dejes que se convierta en un TOC.

    Sigues sin querer enterarte, negacionista. Tú traes dudas sin fundamento alguno. Eso convierte tus dudas en simples yoamímeparece, especulaciones que no merecen crédito alguno. Trae evidencias.

    Como dices, hay pensadores “que dudan de la duda”, ¡bien por ellos! (lo malo es que solo dudan de algunas dudas).

    ¿Y esta gilipollez?

    Me adjudicas un pensamiento sin entender en profundidad lo que pienso, eso lejos de ofenderme me hace ver hasta donde estas dispuesto a llegar (y no me sorprende).

    Supones que tu pensamiento es profundo. No lo es, en lo que a los alunizajes se refiere: es la vuelta a los mismos argumentos manidos y refutados con evidencias que usáis los negacionistas desde hace décadas.

    Sostengo mi punto de vista mas allá de tu incredulidad. Hablas de realidad, pero la sola existencia de algo no es prueba suficiente de realidad. La realidad se construye y cambia, no es un bien superior a la verdad.

    Ah, que también te han colado el posmodernismo. Eso explica parte de tu batiburrillo mental.

    “Tus palabras son tonterías”, eso es opinión, no es un hecho (eso es aplicar la ciencia en forma discrecional). ¿Donde quedo tu amor por lo empírico? Tu conclusión “a priori” no te hace un buen mensajero de “la realidad” (eso incluye tu propia geometría y gestión de recursos).

    No, bonito, no es a priori sino a posteriori: analizo tus comentarios y descubro que son tonterías, una detrás de otra. No hace falta que me crea nadie: tus comentarios están ahí.

    Los arqueólogos no mienten (en eso se parecen a los políticos), pero alcanza con que omitan verdades, se nieguen a explorar nuevos paradigmas o entierren testimonios que contradigan la linea de tiempo).

    Una vez más, la conspiración como fuente de todo. La NASA oculta, los arqueólogos ocultan (a pesar de que muchas veces se llevan tan mal entre sí que estarían encantados de desvelar lo que el otro oculta para dejarlo en mal lugar). Todo es ocultación. Pero evidencias que refrenden tus acusaciones no, ni una.

    “…la generación por ordenador es una estupidez”, ¡bien! ¡Otra gran explicación científica! (eso si, la ciencia no es un dogma).

    Cientifica no, tecnológica. Los equipos no tenían la capacidad de crear simulaciones suficientemente realistas.

    Ademas, la película de Kubrick supera por lejos a tu colibrí.

    En la película de Kubrick no hay efectos de ordenador.

    Dices que no es posible dudar de la verdad y así confundes los hechos con verdad. Es tu elección aferrarte a ellos como si fuesen TODA LA VERDAD. Yo prefiero estar abierto a nuevas opciones, sin pasar por el insulto gratuito y berreta.

    No son nuevas opciones. Pero, como no te las habías encontrado antes, decidiste abrir la mente… y se te cayó el cerebro al suelo.

    En ciencia no hay verdades absolutas, la verdad es puesta a prueba.

    Los hechos contrastados no se discuten en ciencia. Se discuten las teorías, pero éstas nunca afirman ser “la verdad”. En fin, una vez más hablas sin saber.

    Son tus argumentos (no los míos) los que rozan la obstinación. Otra cosa seria si considerases otras posibilidades. Eres como una cena sin sobremesa, así de aburrido.

    Las he considerado y las he descartado. El problema es que has llegado cuando la sobremesa ha terminado, y quieres volver a discutir lo que ya se ha hablado.

    Yo no me doy aires, pero tu tampoco me los quitas. Te esfuerzas mas en combatir que en explicar y eso deja traslucir tus verdaderas intenciones.

    ¿Combatir? Lo único por combatir es tu ignorancia.

    Seguro puedes mas, pero tu mal carácter te ha dejado en la medianía. Si realmente buscases la verdad, no te hubieses convertido en detractor de los que piensan distinto. Sabrás mucho de tecnología, pero poco sabes de buena educación.

    En ciencia valen las evidencias, no los modales. Tú no has traído evidencias. Por cierto, este recurso a la ofensa tampoco es nuevo en los negacionistas.

  • @ Alejandro Longopas:

    Postscriptum:

    Por favor, si de verdad está dispuesto a sostener una discusión, le ruego que se informe (al menos lo mínimo indispensable) sobre el tema a tratar. Es muy penoso tener que gastar tiempo en tratar de hacerle ver su escasa preparación sobre poesía o literatura y en cómo trata de emplearlas en demostrar nada… en un foro orientado a la ciencia.

    Comprendo que disfrute usted amontonando palabras, pero su simple acumulación de verborrea, no puede (aunque usted parece lejos de entender esto) sustituir al razonamiento formal.

    Y por favor, las conclusiones a las que pretende usted llegar, deben proceder de un trabajo intelectual con arreglo a algo menos descabellado que el gusto por el misterio de opereta y la repetición bobalicona de lo mismo que se ha leído en las páginas del sector del pufo y la tontería misteriosa.

    Es muy aburrido ver cómo no se cansan ustedes de repetir consignas aprendidas y verles dudar exclusivamente de todo aquello que pone en entredicho su fe.

    Es muy cansada su cerrazón, en lugar de razonar con mente abierta como haría, como hace todos los días, uno cualquiera de esos que ustedes critican, haciendo piruetas mentales tan extravagantes e imposibles como tratar de denostar a la ciencia (desconociéndola completamente) y tratar de demostrarlo mediante el simple apelar a argumentos de autoridad de representantes de la propia ciencia.

    Lo que resulta chocante, risible, una importante muestra de ingenuidad, de falta de madurez, además de resultar un poco tontorrón.

    Y una última petición de clemencia: No hay proyectos secretos que escapen al control y escrutinio de la administración. Lo que usted pretende dar a entender es simplemente fruto de su imaginación. Y se puede explicar y comprobar perfectamente.

  • @ doc halliday:
    ¿ Estas hablando sobre ti mismo ?… en caso de ser asi, has acertado de lleno en tu analisis.
    Entre @ MaGao, y tu, podriais refundar la TIA. Solo faltaria el Dr. Bacterio, para completar el equipo de lisensiados.
    @ Mescalero, podria hacer de Superintendente, @ Tobaga, de Filemon, y @ CarlosR, de Mortadelo…
    El Equipo Bellotero… solo os faltaria una boina negra como atuendo identificativo.

  • @ Luiscar:
    Ah, que no te basta con hacer el idiota en Offtopic y tienes que venir a hacerlo aquí también.

  • @ Luiscar:

    Lo siento, esta vez tampoco has tenido suerte, pero sigue probando. mira en las envolturas ¡hay muchos premios!.

  • Luiscar dijo:

    ¿ Estas hablando sobre ti mismo ?… en caso de ser asi, has acertado de lleno en tu analisis.
    Entre @ MaGao, y tu, podriais refundar la TIA. Solo faltaria el Dr. Bacterio, para completar el equipo de lisensiados.
    @ Mescalero, podria hacer de Superintendente, @ Tobaga, de Filemon, y @ CarlosR, de Mortadelo…
    El Equipo Bellotero… solo os faltaria una boina negra como atuendo identificativo.

    Yo buscando curro y aquí repartiendo puestos de trabajo.
    ¿No habría algo para mí?
    Me conformo con hacer de Ofelia, la secretaria. Si me tengo que poner unos pechos de plástico y una peluca no hay problema.

  • Luiscar dijo:

    @ Mescalero, podria hacer de Superintendente, @ Tobaga, de Filemon, y @ CarlosR, de Mortadelo…
    El Equipo Bellotero… solo os faltaria una boina negra como atuendo identificativo.

    ¿Y a tu hermana? ¿Como le vá?

  • CarlosR dijo:

    Luiscar dijo:

    @ Mescalero, podria hacer de Superintendente, @ Tobaga, de Filemon, y @ CarlosR, de Mortadelo…
    El Equipo Bellotero… solo os faltaria una boina negra como atuendo identificativo.

    ¿Y a tu hermana? ¿Como le vá? ¿Cuando la presentas en sociedad?

  • @ doc halliday:

    Simplemente le diré que el instrumental de la ciencia no es el único conjunto de herramientas para acceder al conocimiento. Desde el comienzo planté la duda como una forma de transgredir la manera en la cual se querían contrarrestar posturas opuestas a aquella globalmente aceptada. Jamas afirme tal o cual cosa nunca ocurrió, pero comprendo que en ambientes en los que los interlocutores son solo pares resulte irritante la intervención de ciudadanos de a pie que no basan sus opiniones solamente en el método científico. Desde el momento en que la ciencia decide abrir las puertas de claustros o laboratorios para exponer a la población el producto relevante de una búsqueda, comienza una puesta en escena. Los hechos de la matemática, la física, la química y la astronomía terminan convirtiéndose también, quiérase o no, en un hecho social expuesto a la libre interpretación.

    Usted escribe: “ hay métodos que no dependen de usted ni de mi para obtener conocimiento contrastable y completamente fiable”.

    El conocimiento, como usted afirma, puede ser contrastado (no siempre en forma directa), pero no me parece que sea fiable en cualquier circunstancia. Allí entran a jugar factores de origen cultural y psicológico, por ejemplo. Todo se puede conocer, pero en distintos grados y solo en algunas de sus tantas dimensiones e interacciones. La palabra “incuestionable” me resulta ruidosa ya que suele intentar el cierre sin remedio del debate.

    La reseña que usted realiza sobre los pasos previos al alcance de un objetivo son completamente comprensibles, aunque escape a mi entendimiento gran parte del vocabulario especifico que estos implican.

    No digo que la NASA sea un compendio de mentiras, pero uno tiene derecho a desconfiar del modo en el cual esta o cualquier otra institución manejan su información. Se que no es una institución de bien publico ni una ONG. Hasta las mismas leyes que postula una Constitución pueden estar sujetas al criterio discrecional de aquellos que ejecutan e interpretan sus principios o espíritu. El secretismo no es un secreto para nadie (o si, quizás afirmarlo de ese modo lo convierta en una verdad de perogrullo).

    “Existe información administrativa como para aburrir a un buda de bronce”. ¡Simpática expresión! Y para nada dudo que sea verdad. Aun en el ambiente educativo, el lenguaje pedagógico suele entorpecer la mente y alienar la buena voluntad de los propios docentes. Es también una manera de poner distancia y agregar arena en los lentos engranajes del conocimiento. Aquel que conoce el lenguaje especifico de una materia debería tener también poder de síntesis, sin perder por eso la esencia del asunto en el que es idóneo.

    Haciendo un paréntesis, lo que usted llama “poesía banal y sin sentido” es justamente aquello que nos diferencia. Y hay algo que es bien cierto: la poesía y el lenguaje metafórico no están hechos para todos. Muchos ven belleza en formulas y algoritmos, y yo soy capaz de entenderlo y respetarlo pero, si quiero encontrar sentido y trascendencia, prefiero explorar la conciencia humana, incluso el aparente sinsentido que mas de una vez se enmascara en la lógica. La inteligencia no encuentra su plenitud forzando solo un hemisferio cerebral (en la utilidad practica de las cosas tampoco se encuentra todo su sentido).

    Mi intención no es tomarle el pelo (porque tampoco se si le queda). Yo expongo simplemente mi punto: los voceros de la ciencia se tornan infantiles cuando confunden al resto de los mortales con mensajeros de la ignorancia. En eso se parecen a los teólogos y popes de algunas religiones (lo que se aparta del dogma es ignorancia, conspiración y oscuridad).

    Pregunto aquello que me interesa, pero no a cualquiera. No es la ingeniería en este caso el área capaz de despejar mis dudas. Me pregunto, por ejemplo, cuantos ingenieros se necesitan para entender que un oxímoron es algo mas que una simple contradicción.

    La palabra “comodín” sí es de su propia cosecha. Ese termino refleja lo susceptible, lo frágil que se esconde detrás de su rigidez. Por lo demás, supongo que eso de “ignorancia” y “bobadas” lo dice con mucho respeto… Donde usted ve un hueco yo encuentro profusas ideas. Yo imagino, es cierto, y en eso al parecer también nos diferenciamos.

    Por mi puede seguir ignorando el termino “dogma”, que en su insistencia hace ver que le pica como a un paquidermo su rugosa piel. Queda en libertad de probar sus mejores chistes (hasta este momento su seriedad sin matices me ha dibujado una sonrisa). Sus 30 años de experiencia pueden no ser la ventaja que usted necesita, pero pruebe ver hasta donde la ciencia se nutre también de la jactancia.

    Hablando de aquello que la ciencia hace, muy a su pesar, no es ni por mucho algo tan intrincado. La ciencia y sus prodigios atraviesan el diario vivir. Ya nadie pregunta como es que llego el martillo a casa cuando se pega con el en un dedo. Reducir los efectos de la bomba atómica o los misiles balísticos al alcance de un simple martillo, es mostrar hasta que punto el factor humano desvela en las largas noches de estudio a esos mismos inventores que usted defiende (revise la definición de ética).

    Mientras yo brindo al Sol, es usted quien parece insolarse.

  • @ MaGaO:

    “Dudar sobre” no es “negar”, pero su escasa tolerancia a la duda explica la reacción.

    No hago a un lado las evidencias, pongo simplemente en duda a sus autonombrados mensajeros. Mucha gente idónea en lo suyo es capaz también de engañar.

    No soy capaz de probar técnicamente dicha manipulación, y no caeré por eso en afirmar que el otro bando es el que tiene razón. No haré como esos que se embanderan apretadamente a los suyos por puro corporativismo.

    La NASA transmite sus datos desde una posición de poder, si no entiendes eso, pensare que no eres, como dices “otro simple ciudadano”.

    Tu amor por la evidencia se parece a una adicción. Sigue pidiendo pruebas. Yo buscare nuevas formas de comprender. Yo no propuse a lo largo de todo este intercambio ningún enunciado que deba ser apoyado o probado con evidencia. Cada una de mis afirmaciones filosóficas han sido propuestas como una forma de abordar el papel de la ciencia y de poner en duda las intenciones de algunos mensajeros. La cosmovisión no necesita de la ciencia, pero la ciencia sí necesita tener un trasfondo ético, una visión del mundo que intenta analizar, dominar y convertir. Que el hombre haya llegado o no a la Luna no pone en jaque estas cuestiones, mas bien cualquiera de ellas coloca en relieve la necesidad de ese marco.

    La imaginación no se estanca en la evidencia, se apoya en ella para ir mas allá (ya se, “boberías ”, o “de como eludir el debate con una palabra hueca en tono despectivo”). Sigo surfeando en tus replicas escasas de ingenio. No perderé tiempo en explicar frases que no esta dispuesto a entender. Siga girando en torno a la Luna, pero no se esfuerce en aparentar lo que no es (para ser un hombre libre hay que estar dispuesto también a ser un iconoclasta).

  • @ doc halliday:

    Post lectionem (et intellectum):

    Esto es redundante frente a todo lo anterior. Administre mejor su energía. Si se siente cansado, pues descanse. No es culpa mía, sino de sus herramientas. Mientras busca el antídoto se intoxica en su propio veneno. En mi opinión no hay cerrazón, yo estoy abierto a muchas posibilidades. ¿Puede usted decir lo mismo? Si este es un foro exclusivamente científico, propongan al moderador algún test como filtro y embriáguense luego en las alabanzas de gente que piensa igualito a ustedes.

  • Alejandro Longopas dijo:

    @ MaGaO:

    “Dudar sobre” no es “negar”, pero su escasa tolerancia a la duda explica la reacción.

    Cuando se pasan por alto las evidencias consistentemente, cuando se ignora que estás tienen orígenes independientes de la entidad que se desea criticar por cualquier medio, cuando nada salvo, quizá, un “sopapo de realidad” es suficiente se deja de dudar para negar directamente. Aunque, en tu caso, quieras seguir aferrándote a una falsa equidistancia.

    No hago a un lado las evidencias, pongo simplemente en duda a sus autonombrados mensajeros. Mucha gente idónea en lo suyo es capaz también de engañar.

    Vamos, un ad hominem: “dudas” de las evidencias porque todas las fuentes de las mismas “pueden estar mintiendo”. No importa que diferentes fuentes sean independientes unas de otras, no importa que algunas compitan con otras y que les beneficie desvelar las trampas. En tu conspiranoia, todos “pueden” haber acordado mantener la farsa.

    No soy capaz de probar técnicamente dicha manipulación, y no caeré por eso en afirmar que el otro bando es el que tiene razón.

    Ad ignorantiam: no puedes probar cómo se realizó la manipulación pero sí puedes rechazar las evidencias que no es posible con los medios técnicos de la época. Perdón, “dudar”. Y no importa que se te explique que los ordenadores de la época carecían de es capacidades, no importa que no hubiera modo de grabar tantas horas seguidas en estudio sin que falle nada durante el telecasting. Nada importa en tu “duda”.

    No haré como esos que se embanderan apretadamente a los suyos por puro corporativismo.

    No, tú prefieres “embanderarte” en el nihilismo.

    La NASA transmite sus datos desde una posición de poder, si no entiendes eso, pensare que no eres, como dices “otro simple ciudadano”.

    Mientras no uses esas neuronas que la evolución te ha dado para entender que la NASA no es la única fuente de evidencia en lo que se refiere a los alunizajes, lo que pienses es irrelevante.

    Tu amor por la evidencia se parece a una adicción. Sigue pidiendo pruebas. Yo buscare nuevas formas de comprender.

    Tú no buscas, no te confundas. Tú ya has encontrado un cómodo sillón mental desde el que soltar tonterías.

    Yo no propuse a lo largo de todo este intercambio ningún enunciado que deba ser apoyado o probado con evidencia.

    Vamos, que ni siquiera entiendes lo que has escrito.

    Cada una de mis afirmaciones filosóficas han sido propuestas como una forma de abordar el papel de la ciencia y de poner en duda las intenciones de algunos mensajeros. La cosmovisión no necesita de la ciencia, pero la ciencia sí necesita tener un trasfondo ético, una visión del mundo que intenta analizar, dominar y convertir. Que el hombre haya llegado o no a la Luna no pone en jaque estas cuestiones, mas bien cualquiera de ellas coloca en relieve la necesidad de ese marco.

    Piruetas retóricas. Una pena que te hayas vuelto a caer del trapecio.

    La imaginación no se estanca en la evidencia, se apoya en ella para ir mas allá (ya se, “boberías ”, o “de como eludir el debate con una palabra hueca en tono despectivo”). Sigo surfeando en tus replicas escasas de ingenio. No perderé tiempo en explicar frases que no esta dispuesto a entender. Siga girando en torno a la Luna, pero no se esfuerce en aparentar lo que no es (para ser un hombre libre hay que estar dispuesto también a ser un iconoclasta).

    La realidad es lo que estamos tratando. Puedes imaginar, si quieres, que los rusos llegaron secretamente a la Luna montados en el cuerpo incorrupto de Lenin, pero sin evidencias nada tienes.
    Llegados a este punto, sin embargo, ya no hay mucho más que decir: como tantos antes que tú (y después, aventuro) has acabado huyendo de las evidencias para esconder tus dudas y disfrazarlas de “filosofía”. Si tu verdadera intención hubiera sido, desde el principio, hablar de filosofía y ética, de los límites de la ciencia, no habrías escrito en esta entrada. Estarías en otra que se adaptase mejor al tema, en Offtopic o en los foros. No lo hiciste.

  • Alejandro Longopas dijo:

    ¿No será que son emisarios de círculos cuya función especifica es ahondar la confusión, cristalizar la ignorancia y desalentar la búsqueda de la verdad? Si es así, estos personajes olvidan algo: el escepticismo puede ser también usado en contra de los escépticos, no lo olviden…

    Tal vez no lo haya tenido en cuenta, y aunque dudo que alcance a entenderlo, un botón de muestra es suficiente para conocerle.

    Usted no va a tener el placer de conocerme. Es potestad de este gato sin dueño elegir el sitio donde se echa la siesta y poco tiene usted que decir sobre este particular. Pero tenga usted presente que, cuando uno no sabe con quien se juega los cuartos, ir de farol puede representar perder algo más que el monte.

    Alejandro Longopas dijo:

    Simplemente le diré que el instrumental de la ciencia no es el único conjunto de herramientas para acceder al conocimiento.

    Vamos a ver si conseguimos entender algo. Usted vive inmerso en la verdad, forma parte de ella. Es lo que damos en llamar mundo Esto es, el universo y todo cuanto hay en él, es decir la realidad. Y la realidad simplemente es, independientemente de opiniones o vías de pensamiento, de sujetos, filosofías y del sursum cordam.

    coja usted una piedra en la mano. Podrá comprobar por usted mismo lo que pesa, su dureza y el resto de sus características. Si se pretende extraer conocimiento fiable de ello, y tiene que ser fiable para que resulte útil, necesitará usted un método en el que estén integradas las herramientas necesarias que le garanticen a usted que los resultados obtenidos son confiables, independientemente de cualquier circunstancia externa.

    Y, al día de hoy, es la aplicación del método científico la única que nos ha dado esto. Un método que usted no entiende voluntariamente, por otra parte como se desprende de sus propias palabras.

    en lo tocante a lo demás, mire usted a su alrededor y hágase una pregunta: ¿Hay algo que no sea el resultado directo o indirecto de la aplicación de ese conocimiento adquirido?. Todo cuanto le rodea o lleva usted puesto encima o utiliza a lo largo de su vida, los transportes en los que viaja, las iglesias en las que reza, el modo en que se articula su existencia de modos de los que usted ni siquiera es consciente y ni siquiera sospecha, son todos ellos el resultado del trabajo de la ciencia, decantado en la aplicación de las técnicas que han hecho posible incluso nuestra propia evolución. Si, también a través de nuestra propia influencia en nuestra propia evolución como especie.

    y luego, haga un examen de conciencia y pruebe a encontrar a quien sea que haya aportado algún bien similar al que aporta la ciencia a la humanidad. Y por favor, seamos serios y no me haga poesías vacuas. No me hable de metafísicas insulsas que carecen de ninguna sustancia en lo tocante al mundo, en el que somos, y lo somos a pesar de cualquier idea a la que a usted le guste asociarse.

    Alejandro Longopas dijo:

    Desde el comienzo planté la duda como una forma de transgredir la manera en la cual se querían contrarrestar posturas opuestas a aquella globalmente aceptada.

    No se haga usted trampas al solitario. Esto no es más que falsa equidistancia,sigue siendo lo mismo: No entender como funciona la ciencia.

    En ciencia no hay nada que no esté sujeto a crítica o escrutinio. No hay posturas globalmente aceptadas en ciencia NO se “acepta” nada. No hay fe, no hay más confianza que en aquello que se comprueba. Pero no solo una vez, sino todas las veces que se quiera comprobar, cuando se quiera, por quien quiera y en el momento y lugar que quiera. No hace falta ningún tipo de certificación para demostrar un error y poner en evidencia una equivocación. La crítica es un principio básico de hacer ciencia que sigue toda la comunidad.

    Alejandro Longopas dijo:

    Jamas afirme tal o cual cosa nunca ocurrió, pero comprendo que en ambientes en los que los interlocutores son solo pares resulte irritante la intervención de ciudadanos de a pie que no basan sus opiniones solamente en el método científico.

    No solo no resulta irritante, sino que la ciencia fomenta la crítica y la colaboración como principio básico de actuación. Pero en lo tocante a opiniones, la ciencia ni entra ni sale, no son de su incumbencia. La ciencia solo se ocupa de certificar que el conocimiento que se obtiene es confiable. Usted puede creer y opinar lo que quiera en lo que quiera, pero no puede pedirnos a los demás que creamos con usted. Si no le gusta el método científico, lo siento, pero no es admisible nada que no se pueda criticar, comprobar y contrastar.

    Cuando a usted se le estropea el coche y el mecánico le dice que hay que cambiar el carburador porque está roto ¿también le dice usted que hay un camino alternativo, o deja que el mecánico haga su trabajo?. Pues usted mismo.

    Alejandro Longopas dijo:

    Desde el momento en que la ciencia decide abrir las puertas de claustros o laboratorios para exponer a la población el producto relevante de una búsqueda, comienza una puesta en escena. Los hechos de la matemática, la física, la química y la astronomía terminan convirtiéndose también, quiérase o no, en un hecho social expuesto a la libre interpretación.

    Por favor, seamos serios. La ciencia no tiene ni claustros ni cosa que se le parezca. El que usted siga sin entender en qué consiste la ciencia es lo que produce esta clase de literatura absurda: Es el resultado de su ignorancia.

    La ciencia es un método de trabajo muy claro y no admite interpretaciones de ninguna clase. Solo hay una ciencia, solo hay una ley de la gravedad, no varias alternativas sometidas a libre interpretación. Y si no le gusta, puede usted experimentar por usted mismo: salte de un segundo piso, ya me contará sobre la libre interpretación.

    Alejandro Longopas dijo:

    Usted escribe: “ hay métodos que no dependen de usted ni de mi para obtener conocimiento contrastable y completamente fiable”.

    Y usted sigue sin entenderlo, porque no le da la gana.

    Alejandro Longopas dijo:

    El conocimiento, como usted afirma, puede ser contrastado (no siempre en forma directa), pero no me parece que sea fiable en cualquier circunstancia.

    Infórmese acerca del método científico, luego podremos discutir, mientras tanto esto es un poco descabellado.

    Alejandro Longopas dijo:

    Allí entran a jugar factores de origen cultural y psicológico, por ejemplo.

    No. Volvemos a la cuestión de partida. Usted ignora lo que la ciencia es y lo que la ciencia hace, a partir de aquí supone cosas y aunque a usted le guste imaginarlo así, no interviene ningún tipo de factor afectivo. ¿Que clase de método es aquel que depende de factores que pueden variar de cualquier manera?. ¿que clase de resultados espera obtener de algo así?, desde luego nada en lo que se pueda confiar. Sigue usted sin entenderlo.

    Alejandro Longopas dijo:

    Todo se puede conocer, pero en distintos grados y solo en algunas de sus tantas dimensiones e interacciones. La palabra “incuestionable” me resulta ruidosa ya que suele intentar el cierre sin remedio del debate.

    Si es usted capaz de cuestionar con éxito la ley de la gravedad, hágalo. La ciencia se lo agradecerá, quemaremos los libros de Newton sin ningún remordimiento y yo me comeré el sombrero. La palabra incuestionable está mal elegida. No hay nada que no se pueda criticar y de hecho se critica.

    Pero lo cierto es que, cuando se adjudica el apelativo de Teoría científica a algo, puede usted estar seguro de que se han comprobado y se comprueban sus resultados de modo tan seguro, efectivo y firme que admite apelativos tan próximos a incuestionable como usted quiera. Coja un bolígrafo, levante el brazo y abra la mano, ¿cae el bolígrafo?. Yo le digo con qué velocidad llega al suelo y podemos repetir las veces que quiera el experimento obteniendo siempre el mismo resultado, y usted puede opinar lo que quiera, pero la velocidad no va a cambiar.

    Alejandro Longopas dijo:

    La reseña que usted realiza sobre los pasos previos al alcance de un objetivo son completamente comprensibles, aunque escape a mi entendimiento gran parte del vocabulario especifico que estos implican.

    No se preocupe, todo el mundo puede aprender…si lo desea.

    Alejandro Longopas dijo:

    No digo que la NASA sea un compendio de mentiras, pero uno tiene derecho a desconfiar del modo en el cual esta o cualquier otra institución manejan su información.

    Esto es una cuestión moral y que no tiene que ver con los hechos. Su opinión es suya y no tiene porqué ser acertada.

    Alejandro Longopas dijo:

    Se que no es una institución de bien publico ni una ONG. Hasta las mismas leyes que postula una Constitución pueden estar sujetas al criterio discrecional de aquellos que ejecutan e interpretan sus principios o espíritu. El secretismo no es un secreto para nadie (o si, quizás afirmarlo de ese modo lo convierta en una verdad de perogrullo).

    Puede usted malinterpretar mis palabras si le apetece, pero esto no cambia los hechos. Usted desconoce el tema que trata y, a partir de aquí, supone cosas con toda libertad. Esto es problema suyo y de su particular deseo de mantenerse voluntariamente ignorante.

    Alejandro Longopas dijo:

    “Existe información administrativa como para aburrir a un buda de bronce”. ¡Simpática expresión! Y para nada dudo que sea verdad.

    No tiene usted porqué creerme, consulte.

    Alejandro Longopas dijo:

    Aun en el ambiente educativo, el lenguaje pedagógico suele entorpecer la mente y alienar la buena voluntad de los propios docentes. Es también una manera de poner distancia y agregar arena en los lentos engranajes del conocimiento. Aquel que conoce el lenguaje especifico de una materia debería tener también poder de síntesis, sin perder por eso la esencia del asunto en el que es idóneo.

    sus opiniones son suyas, equivocadas, pero suyas al igual que su ignorancia. Lo que usted piense que debería ser no influye para lo que realmente es. Cuando se desconoce de lo que se opina, suelen darse este tipo de diálogos de besugos.

    Alejandro Longopas dijo:

    Haciendo un paréntesis, lo que usted llama “poesía banal y sin sentido” es justamente aquello que nos diferencia.

    En efecto. Hasta ahora usted sólo ha aportado un montón de…nada. Llamémoslo piadosamente “poesía”.

    Alejandro Longopas dijo:

    Y hay algo que es bien cierto: la poesía y el lenguaje metafórico no están hechos para todos.

    No, en efecto. A usted ni le importa ni se lo voy a explicar, pero mi editor está contento con mi trabajo y a mis lectores no parece disgustarles.

    Alejandro Longopas dijo:

    Muchos ven belleza en formulas y algoritmos, y yo soy capaz de entenderlo y respetarlo pero, si quiero encontrar sentido y trascendencia, prefiero explorar la conciencia humana, incluso el aparente sinsentido que mas de una vez se enmascara en la lógica. La inteligencia no encuentra su plenitud forzando solo un hemisferio cerebral (en la utilidad practica de las cosas tampoco se encuentra todo su sentido).

    Una vez más, poesía banal e intrascendente. Puede usted trascender o lo que guste, pero sigue sin entender lo que pretende criticar. Sigue confundiendo sus deseos con la realidad. Esto es que sigue perseverando en su error. Póngale toda la conciencia humana que guste en ello.

    Alejandro Longopas dijo:

    Mi intención no es tomarle el pelo (porque tampoco se si le queda).

    Pruebe suerte, hay muchos premios.

    Alejandro Longopas dijo:

    Yo expongo simplemente mi punto: los voceros de la ciencia se tornan infantiles cuando confunden al resto de los mortales con mensajeros de la ignorancia. En eso se parecen a los teólogos y popes de algunas religiones (lo que se aparta del dogma es ignorancia, conspiración y oscuridad).

    Mas banalidades sin contenido alguno. El ego herido solo le servirá para dormir mal y padecer. Pero es problema suyo: usted mete la pata, se lo explicamos. Eso es todo.

    Alejandro Longopas dijo:

    Pregunto aquello que me interesa, pero no a cualquiera.

    Mentira. Tan sólo trata de imponer una opinión. Y cuando no le dan la razón, insiste cabezonamente en lugar de preguntarse porqué ocurre esto y sacar conclusiones y aprender algo de positivo.

    Alejandro Longopas dijo:

    No es la ingeniería en este caso el área capaz de despejar mis dudas.

    No, no nada puede la ciencia para sacar a un creyente de sus errores.

    Alejandro Longopas dijo:

    Me pregunto, por ejemplo, cuantos ingenieros se necesitan para entender que un oxímoron es algo mas que una simple contradicción.

    Se sorprendería de ello. Suponer es gratis. Suponga usted, no le vamos a cobrar por ello.

    Alejandro Longopas dijo:

    La palabra “comodín” sí es de su propia cosecha. Ese termino refleja lo susceptible, lo frágil que se esconde detrás de su rigidez.

    Una vez más, Es usted el pastor de su ignorancia (y sus palabras indican que es grande) y este es su problema. No nos adjudique usted los frutos de lo que usted apacienta y engorda.

    Alejandro Longopas dijo:

    Por lo demás, supongo que eso de “ignorancia” y “bobadas” lo dice con mucho respeto… Donde usted ve un hueco yo encuentro profusas ideas. Yo imagino, es cierto, y en eso al parecer también nos diferenciamos.

    En efecto, son bobadas. En efecto, está usted muy lejos de parecerse a mi.

    Alejandro Longopas dijo:

    Por mi puede seguir ignorando el termino “dogma”, que en su insistencia hace ver que le pica como a un paquidermo su rugosa piel.

    Siento que esté usted escocido, pero esto es cosa suya, no me atañe.

    Alejandro Longopas dijo:

    Queda en libertad de probar sus mejores chistes (hasta este momento su seriedad sin matices me ha dibujado una sonrisa).

    Lo siento, no es usted público que sepa agradecer un buen chiste. Necesito algo más pulido para poder lucirme. En su caso lo dejaremos en unas pocas ironías de vuelo raso, tal como están las cosas, a poco más puedo aspirar.

    Alejandro Longopas dijo:

    Sus 30 años de experiencia pueden no ser la ventaja que usted necesita, pero pruebe ver hasta donde la ciencia se nutre también de la jactancia.

    Perdone usted que se lo comente, pero no está usted a la altura. Me jacto porque me lo puedo permitir. Siento que la naturaleza no nos haya concedido igualmente a todos sus dones, pero nada puedo hacer al respecto.

    Alejandro Longopas dijo:

    Hablando de aquello que la ciencia hace, muy a su pesar, no es ni por mucho algo tan intrincado.

    No, en efecto, la ciencia es un simple método de adquisición de conocimiento, de modo fiable.

    Alejandro Longopas dijo:

    La ciencia y sus prodigios atraviesan el diario vivir. Ya nadie pregunta como es que llego el martillo a casa cuando se pega con el en un dedo. Reducir los efectos de la bomba atómica o los misiles balísticos al alcance de un simple martillo, es mostrar hasta que punto el factor humano desvela en las largas noches de estudio a esos mismos inventores que usted defiende (revise la definición de ética).

    Haga el ejercicio de humildad que tanto está necesitando y reconozca su ignorancia. Este es el principio del camino. Después hablamos. No se llega a nada si no se empieza por reconocer que uno no sabe, y le pone la necesaria voluntad a escuchar y aprender.

    Alejandro Longopas dijo:

    Mientras yo brindo al Sol, es usted quien parece insolarse.

    Bueno, para usted la perra gorda.


\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR