El gran engaño del nacionalismo catalán

pitos al himno

Para mi sería más cómodo pasar de puntillas ante el vergonzoso comportamiento de las hinchadas de los clubes del Atlétic de Bilbao y del FC Barcelona, que tuvieron durante la interpretación del himno nacional en la final de la copa del rey celebrada ayer. Seguro que muchos de los lectores del blog se van a sentir molestos conmigo después de leer esta entrada, de igual modo que muchos cristianos se molestan cuando escribo sobre religión. Pero si obvio este tema, no sería coherente conmigo mismo. Hace 6 años creé este blog con la intención de desacreditar las mentiras que circulan por la red, y esta es una de ellas, aunque no se limite al marco de las redes sociales.

Hace unos días, Piqué, jugador del FC. Barcelona, decía en los medios, que quizá más que quejarse, habría que preguntarse por qué la gente pita al himno. Y eso me pregunto yo. ¿Por qué, Piqué?

¿Quizá por la monarquía que tenemos, que cuando estábamos en lo peor de la crisis, decidió irse a cazar elefantes? No soy monarquico, y el Rey Juan Carlos no es santo de mi devoción, por ese tema en concreto y por muchos otros. Pero el Rey Felipe lleva muy poco tiempo en el cargo, y de momento no se le conoce ninguna fechoría. La monarquía no es elegida por la gente, y por eso no me gusta. Pero que haya un jefe de estado que perdure a los gobiernos que se suceden cada 4 años y que le dé una línea de continuidad a la nación (principalmente en relaciones internacionales) no es malo.

No. Nuestra monarquía no es la razón. En todo caso, los dos personajes que le flanquean se merecerían mucho más la pitada que él. Y el de la izquierda, Artur Mas, es el que más de los dos. Hace unos días anunció que no iba a tener dinero para pagar a los proveedores de la Generalitat, mientras que al mismo tiempo repartía 7,2 millones de euros entre los medios de comunicación afines, o abría la enésima embajada de un estado inexistente.

 

¿Será acaso por el estado de penuria económica en el que está sumida parte de la población catalana (y del resto de España)? Tampoco. En 2009 la final de copa del rey tuvo como protagonistas a los mismos contendientes, e igualmente se pitó a la bandera, al himno y al rey. Por entonces, aunque la crisis económica estaba ya arrastrando a España al precipicio, las consecuencias todavía no habían sido dramáticas sobre la población. Incluso el presidente Zapatero avisaba de que empezaban a aparecer brotes verdes, que presagiaban el resurgir económico.

 

¿Y entonces, cuál es la causa, Piqué? La causa es que hay un porcentaje muy alto de la población que es tremendamente manejable (entre la que te encuentras tú), y que se creen los cantos de sirena que alguien viene a contarles: el hombre no viajó a la Luna, la tierra es hueca, o Cataluña es un país ocupado y sometido por el centralismo español.

Pero ¿cuál es la verdadera historia de Cataluña? A diferencia de Escocia, Cataluña nunca ha sido un estado independiente. El origen de Cataluña y el de España han estado ligados desde el principio. Tras la ocupación romana, y su posterior declive, Roma aceptó entregar Hispania al pueblo germano de los visigodos a cambio de que dejasen de saquear Italia. Los visigodos se instalaron inicialmente en la ciudad Tarraconense (Tarragona).

En el siglo VIII, los árabes invadieron la península sin encontrar prácticamente resistencia, ya que los visigodos, que ya controlaban toda Hispania, se encontraban en medio de una guerra civil por la sucesión. Los musulmanes ya habían traspasado los pirineos cuando los Carolingios reaccionaron y los hicieron retroceder, ocupando el norte de Cataluña y Aragón como franja de seguridad ante las tropas árabes. A finales del siglo IX, el monarca carolingio Carlos el Calvo designo a WIfredo el Velloso como conde de Barcelona. Esta sería la última designación hecha desde la monarquía franca, ya que desde Wifredo el título pasó hereditariamente a su descendencia. Carlos el Calvo se dirigía a los habitantes de Barcelona como “Godos e Hispanos”, lo que deja a las claras que el origen de los habitantes de Cataluña es el mismo que el de resto de España, y no una mezcla anglo-aria como quieren hacernos creer algunos nacionalistas.

A medida que el Imperio Carolingio  se debilitaba, los condados españoles fueron adquiriendo más poder y autonomía. En el siglo XII por ejemplo, el condado de Barcelona amplió su extensión hacia el Mediterráneo bien por la fuerza o bien por enlaces matrimoniales. El enlace matrimonial más importante fue el que ocurrió entre Ramón Berenguer IV y Petronila de Aragón, que provocaría la unificación de Aragón y Cataluña.

En 1469, Fernando II de Aragón se casó con Isabel la Católica, Reina de Castilla unificando ambos reinos, aunque cada uno mantuvo sus instituciones políticas, su moneda y sus leyes. La relación de los reyes católicos con Cataluña era tan normal como con cualquier otra región de sus reinos. Una anécdota curiosa es que cuando Colón regresó de su primer viaje, los reyes se encontraban en Barcelona negociando la devolución del Rosellón y la Cerdeña.

La línea sucesoria continuó desde los Reyes Católicos hasta Carlos II, que no tuvo descendencia. A raíz de ello, surgió la disputa entre Luis XIV de Francia y el emperador Leopoldo I, de la casa Habsburgo, debido a que ambos estaban casados con infantas hijas de Felipe IV (padre de Carlos II). La sucesión degeneró en una guerra en la que se implicaron España, Paises Bajos, Alemania, Austria e Italia. Los apoyos a una u otra dinastía estaban divididos en España. Castilla apoyaba a Felipe V ( por la parte de los Borbones) e inicialmente Aragon (y Cataluña) también.

Desde 1700 a 1705 los catalanes están a favor de la línea Borbónica. Incluso en 1700 Felipe V juró el fuero catalán. Pero en 1705 la oligarquía catalana percibió que las batallas en Europa se estaban decantando por el archiduque Carlos (en contendiente por la línea Habsburgo) y decidieron cambiar de bando y ponerse de su lado.  Esto Felipe V lo percibe como una deslealtad, que finalmente terminó en un sitio de la ciudad de Barcelona durante más de un año. Pero repito, los barceloneses estaban luchando por darle la monarquía de España al archiduque Carlos, no por su independencia. Como anécdota, el General Antonio de Villarroel, que dirigió la defensa de Barcelona ante las tropas de los Borbones les lanzó esta arenga a sus soldados el día 11 de septiembre de 1714, día en el que finalmente la ciudad capituló: “Estáis luchando por nosotros y por toda la nación española”. Precisamente ese día, es el que en Cataluña se celebra la Diada, aunque muy pocos de los que acuden a las manifestaciones con emblemas independentistas conocen la verdadera historia de aquel día.

El movimiento nacionalista catalán surge bastante más tarde, en el siglo XIX, como una corriente de ideología política, y se afianzó en el siglo XX a raíz de la turbulenta fase previa a la guerra civil española. La actual situación proindependentista catalana, es el resultado de muchos años de repetir las mismas mentiras por los dirigentes nacionalistas, que al final han calado en la población. Ya sabéis, una mentira dicha mil veces se convierte en verdad. Si además se controlan los medios de comunicación y el sistema educativo, todo es mucho más sencillo.

¿El objetivo de la independencia? Cataluña aporta al sistema fiscal español más dinero del que recibe, de la misma manera que le ocurre a otras comunidades autónomas. Las cuentas que se hacen los dirigentes autonómicos son fáciles: si no tengo que compartir con el resto de España, podré capear esta crisis sin tener que hacer recortes ni aplicar una política de austeridad. Esa política de austeridad es mejor que la haga el resto de España. Pues señores míos, y apelando a la misma libertad de expresión que ustedes ayer, mi más sonora pitada para ustedes.

  • Cuando he visto la foto que ilustra el artículo, lo primero que he pensado es: ¡no me joas que el rey vio un OVNI en el partido! :mareo:

    En fin… Temita delicado…

  • Don Menti, voy a dar mi opinión sobre el tema aún a riesgo de tener que pedir de nuevo que anule mi suscripción al mismo (el administrador de suscripciones no funciona). Por más que se agradece la lección histórica creo que el análisis es más cercano que irse hasta los romanos:

    -Una dictadura de 40 años que en aras de una «gloriosa unidad nacional» eliminó señas de identidad de sus gentes (el famoso cartel «No se permiten hablar dialectos aquí» es un ejemplo).
    -Una monarquía y un rey impuestos por dicha dictadura. Que sí, que ratificados por la democracia y blablablá, pero con un origen indeleble. Con incongruencias en su misma identidad (lo de «el Rey reina pero no gobierna suena a dogma de fe tan infumable como el «Uno y Trino» de la Iglesia). Con un continuismo de muchos de los símbolos externos que usaba el dictador (de verdad que a nadie le parece caduco y trasnochado el Discurso de Navidad???). Y con un punto álgido en su «reinado» como fue el 23F, donde existen dudas razonables sobre su participación «real» en el mismo.
    -Un estado de las autonomías que en vez de usar las señas de identidad de sus pueblos como parte de la riqueza cultural de una nación las ha utilizado de forma política y económica para exacerbar las diferencias de forma partidista y provinciana
    -Una bandera y un himno que un estado miope, por una aplicación aleatoria del concepto de memoria histórica, no han sabido desvincular del régimen anterior. Con un error de bulto que sigue sin corregirse: a quién representa un himno QUE NO SE PUEDE CANTAR? No ha habido tiempo desde el advenimiento de la sacrosanta democracia de convertirlo en asunto de estado, reunir a reconocidos poetas castellanos, catalanes, gallegos y vascos y consensuar una letra, que mencione a todos los pueblos de España, que tenga traducción a esas lenguas para que cada uno lo sienta como propio, y que se utilice SIEMPRE y comenzando por el fútbol o el deporte que es prácticamente lo único donde podemos lanzar un canto de identidad triunfal a nuestros «enemigos»? Se pitaría un himno que hubiéramos cantado antes en los triunfos de Indurain, de Nadal o de la Roja?
    -Por último, el «efecto Streisand»: basta que prohibas algo para conseguir el resultado contrario. «Que no quieres que pite el himno? Pues ahora te vas a enterar».

    Y como apostilla, soy republicano y anti fútbol, y para mí reyes, monarquías e himnos son figuras caducas del pasado, y ese circo con 22 gañanes elevados a la categoría de dioses corriendo en calzoncillos tras una pelota me la refanfinfla. Asisto desde fuera descojonado al pifostio que se ha montado por una memez que me da completamente igual.

  • Yo veo tres falacias:
    -- Como el nacionalismo tiene un origen tardío es una nacionalismo artificial o falso.
    -- Todos los que han pitado son nacionalistas. Esta idea subyace en el post.
    -- Al rey se le pita por lo que ha hecho el anterior rey.

  • Yo sólo voy a decir 2 cosas.

    1ª . La linea Borbónica se terminó hace mucho cuando cierto rey despistado no tuvo descendencia de «Sangre Real» pues su mujer se la pegaba con un tal «Hidalgo».

    2ª . El actual nacionalismo catalán es un exacebación de Jordi Pujol que tenía ante Franco para mantenerse en el poder poitico que han recogido sus polluelos para seguir trincando del bote del Estado.
    Este hecho que es ignorado por sus acolitos, como secta cualquiera, ha sido magnificado por la corrupción, incompetencia y pufo fascista que rezuma el partido politico del actual gobierno.

  • Nomar dijo:

    El plantearme con escepticismo las afirmaciones históricas que sostenían mis ideologías, descubrir cuan falsas o tergiversadas estaban muchas de ellas fue como un nuevo despertar

    Ahí esta el quid de la cuestión. Pero, ¿cuantos de los independentistas que se han enfadado por la entrada han decidido comprobar por sus propios medios la veracidad de las afirmaciones hechas en el blog o de sus propias creencias recurriendo a fuentes diversas?. ¿Cuantos han evaluado con seriedad la imagen económica que se les ofrece de una Cataluña independiente?, etc…

    Sr. La Mentira, si esta entrada genera más discusión que otras, con respuestas más emotivas que racionales, no es más que una señal de que el tema precisaba ser tratado.

    PD.- Como comenta el Sr. LaMentira, la entrada no está dedicada a la monarquía, sino a una pitada dirigida contra el himno (como una símbolo «del resto» de España) y las sinrazones que «justifican» esa pitada.

    PD 2.- Mejor no tener más de una entrada de este tipo cada tres o cuatro meses. :-D

  • @ Sahumerio:

    Mejor no tener más de una entrada de este tipo cada tres o cuatro meses.

    Desde luego. :miedo:

  • Antes que nada dejar claro que el blog es tuyo y puedes escribir en él lo que te dé la gana. Eso nadie te lo puede negar, y menos aún siendo de la opinión que uno debe poder decir, escribir o silbar lo que buenamente le parezca sin miedo a represalias legales.

    Por otra parte, entenderás que, existiendo el sistema de comentarios, yo también quiero decir la mía y estoy seguro de que, como escéptico, valorarás estas apreciaciones sin necesidad de que estas hagan cambiar tu opinión lo más mínimo.

    En primer lugar, creo que tratándose de una ciencia social como es la historia, en esta ocasión te has movido en un terreno bastante resbaladizo. No se puede pedir peras al olmo, una publicación en un blog no da espacio al análisis profundo que requieren estas cuestiones, pero creo que el texto está lleno de omisiones y, lo que me parece más grave, inexactitudes.

    La primera de todas es que no podemos reducir a un único motivo la silbada. Partimos de la base que Felipe VI es hijo del sucesor de Franco, refrendado por los españoles (con matices, claro, los vascos votaron NO a la constitución), pero bajo la amenaza constante de un nuevo golpe de estado, lo que en cualquier legislación mínimamente garantista supondría la nulidad total de cualquier contrato. Esto de por sí ya es motivo para que alguien pueda querer silbar la Marcha Real, que sí, es un símbolo que gran parte del pueblo español ha hecho suyo, pero que no deja de representar, en origen, a una dinastía real.

    Además, este rey ha mostrado una nula sensibilidad de cara a sus súbditos de la periferia. Quizá pedir que hubiese cambiado su nombre de monarca (subsanando el error del cafre de su padre) sería excesivo. Pero coronarse el mismo día que el último rey con su nombre, y primero de su dinastía, quemó la ciudad de Xàtiva me parece de un mal gusto increíble.

    En segundo lugar, y aquí sí que considero que es un error histórico del independentismo, hacer que el debate sobre el modelo territorial gire entorno a la historia me parece de una enorme falta de rigor: La historia es la que es y no se puede cambiar, lo que sí que pueden cambiar son las circunstancias históricas, y el hecho de que existan motivos, o simplemente voluntad, para pedir la independencia en un momento dado no significa que estos sigan vigentes, ni viceversa. Pienso que los debates político e histórico deben ir por separado.

    Siguiendo este mismo razonamiento tampoco sirve el argumento de «Catalunya nunca fue independiente». Más teniendo en cuenta que eso tampoco es cierto: desde el año 897 (año en que se desliga del imperio carolingio) hasta 1715 (decretos de nueva planta) fue, de hecho, independiente. La existencia de uniones dinásticas no implica necesariamente la unión política de los territorios. De este modo, si bien Inglaterra y Escocia compartían monarca desde 1542, no fue hasta 1707 que se consumó la unión política. Del mismo modo, nadie en su sano juicio podría afirmar que, a día de hoy, Canadá o Australia pertenecen al Reino Unido, por mucho que Isabel II sea su reina. Así pues, incluso dentro de la corona Aragonesa, cada uno de los territorios gozaba de unos fueros, usos y constituciones propios, así como su propia Diputación del General que servía de contrapeso al poder real.

    Podría seguir matizando gran parte del texto pero, como ya he dicho, se trataría de un debate histórico que quizá correspondería analizar, en todo caso, a los círculos académicos. Y cuando digo esto quedan excluidos tanto César Vidal como el Institut Nova Història, no soy yo quien vaya a negar que ambos bandos tienen sus hooligans y fanboys.

    Llegados a este punto, quizá el debate debería girar entorno a otras cuestiones, como por ejemplo:

    * La Audiencia Nacional (nada sospechosa de separatista) reconoció en 2009 que este tipo de acciones están amparadas por el derecho a la libertad de expresión. Incluso en un país tan cateto en la cuestión sibólica como es EEUU, el Tribunal Supremo reconoció en su día que la quema de la bandera queda amparada por este mismo derecho. ¿Hasta que punto son un incentivo las amenazas (ignorando la separación de poderes y, peor aún, la Declaración Universal de los Derechos Humanos) son un incentivo para que los independentistas vuelvan al redil?

    * ¿Hasta que punto los territorios de la Corona Aragonesa son tratados, 300 años después, como territorio conquistado? ¿Es normal que los valencianos, siendo una comunidad autónoma más pobre que la media tenga unas balanzas fiscales negativas en favor de otras CCAA más ricas, más aún cuando nunca hemos sido un territorio propenso a la sedición? ¿Es normal que los vascos y los navarros obtuvieran gracias a la amenaza de ETA privilegios fiscales que no obtuvieron otros territorios que optaron de manera exclusiva por la vía democrática? ¿No contradice todo esto el principio de igualdad?

    * ¿Hasta que punto se respeta la Constitución en este país, en lo referente al respeto a las lenguas minorizadas? ¿Se puede defender la Constitución mientras tu gobierno invade competencias que la propia Constitución reconoce a las CCAA?

    * ¿No es un tanto surrealista que se tache de antidemocrático a aquel que pide que este tipo de cuestiones se resuelva votando? ¿Son antidemocráticos el Reino Unido y Canada por haber realizado referéndums de autodeterminación en Escocia y Quebec? Y, asumiendo que esta cuestión tengan que votarla todos los españoles, ¿tendremos que votar todos los europeos cuando el Reino Unido haga un referéndum sobre la permanencia en la UE?

  • La historia la sabes bien, pero no entiendes el problema.

    Yo soy catalán no nacionalista, y también me sé la historia. La real, no la de algunos que dicen que cristóbal colón era catalán.

    El resumen rápido, es que es un sentimiento. Un sentimiento generalizado de unión y que muchas veces es más avivado por «los de fuera», por los insultos y el descrédito que por «los de dentro».

    Un Catalán y un tío de Algeciras se parecen lo que un huevo a una castaña y como digo, aunque no soy independentista, el sentimiento está y lo tengo.

  • @Viper:

    Menudo tufo fascista, Sr. Falacias, también hedor madridista y mesetero.

    Hablando de falacias, ¿existe alguna mayor que el hombre de paja que el independentismo catalán ha creado del resto de españoles?

  • Señor la Mentira: ¿Toda esa lección de historia para argumentar que los pueblos no tienen derecho a la autodeterminación?, ¿Si un pueblo no quiere pertenecer a un estado o no acepta una soberanía no democrática quién es vd. para criticarlo?.

  • Iba a hacer un comentario sobre el tema, pero he recordado la ponzoña que es la política en éste país, donde los intereses particulares, y el ansia de poder, están por encima del interés general ciudadano. La cuestión es que todo vale para alcanzar esa cuota de deseo de posesión omnímodo.

    La utilización sectaria que nos viene a decir que el culpable es el «vecino» es tan antigua como el mundo y la soflama ha sido utilizada hasta la extenuación para arengar al pueblo llano en favor o contra de unos intereses privativos de enfrentadas élites.

    Estoy a favor del tan traído derecho a decidir, pero siempre y cuando éste derecho esté acompañado de un verdadero conocimiento de porque se ha de decidir. No creo en la bienaventuranzas o maledicencias de un Cataluña independiente, porque, y como todo el mundo debe saber, en un mundo globalizado tal situación no va a ser decisiva en la mejora de las condiciones de vida del pueblo catalán. Por el contrario, de lo que estoy convencido es que la clases privilegiadas catalanas si lo harán en cualquiera de los escenarios porque significa desprenderse del control, que Udes. pueden definir del signo que quieran, de un estadio de poder superior.

    Dicho esto, habrá gente que siempre preferirá, que le fustigue un catalán que no uno de Huelva, por aquello que aún siendo ambos verdugos, el primero es «mi verdugo».

    Por último, tampoco voy a hablar de la politización del fútbol, porque todas las acciones y pensamientos del hombre nos hablan de política. Lo que si puedo es expresar mi desprecio en hacerlo en foros como un estadio de fútbol donde la estupidez se hace masa compacta y donde el fervor a los verdes puerro y a los rojos está por encima de la propia descendencia.

  • Ah, olvidaba comentar algo que me quema muchísimo, y es el falso mito de las «Embajadas Catalanas». Las delegaciones del gobierno catalán tienen como papel principal el fomento de las exportaciones. Teniendo en cuenta que estas suponen un coste anual de 2.5 millones de euros anuales (frente a los 6.3 de la reforma de la embajada española en Rabat) estas suponen más que un gasto superfluo un buen negocio.

    Más aún cuando algunos tenemos la firme creencia de que a las embajadas españolas y nuestro estimado rey-embajador-comisionista sólo les preocupa la promoción del tren de alta velocidad, las grandes constructoras y, en general, el empresariado que ha prosperado en este país al calor del BOE.

    Sería bueno analizar la acción exterior española, tanto en términos de rentabilidad económica como de los intereses que defiende. Huyendo del baile de cifras en lo económico, pongo el ilustrativo ejemplo del Instituto Cervantes, que no es ninguna embajada pero a efectos de cultura tendría un papel similar (y en ocasiones ha sido empleado como instrumento de presión política). ¿Por qué una institución que pagamos entre todos tan sólo se preocupa por promover la cultura castellana? No puedo evitar recordar la amarga ironía que supone que el propio Cervantes salvase de la quema de libros, junto a Amadís de Gaula, el Tirant lo Blanch, obra cumbre de la literatura valenciana. No sé muy bien si se trata de un ejercicio de cinismo por parte de nuestras autoridades o un claro contraste entre las dos Españas: aquella en la que a muchos nos gustaría vivir y la que nos encontramos a diario.

    Y aun dando por bueno que se tratara de gastos innecesarios encarados a la consecución de la independencia, ¿debería preocuparnos que la Generalitat Valenciana también disponga de delegaciones del gobierno en el exterior? ¿Andalucía se va a independizar? ¿Extremadura ha lanzado un desafío soberanista al estado? TODAS las CCAA sin excepción disponen de esta clase de organismos. ¿Por qué demonios sólo se habla de las «Embajadas Catalanas»? ¿No es una p*** tomadura de pelo que presidentes de otras comunidades autónomas critiquen unos gastos que también realizan las instituciones que ellos presiden? ¿Es esta falta de rigor de nuestros medios de comunicación a la hora de contrastar este tipo de informaciones fruto de la más absoluta incompetencia o van a tener razón los catalanes cuando alegan persecuciones?

    PD: Por último y sin tener nada que ver con todo lo anterior, no puedo evitar recordar que nadie en los medios de comunicación de la capital se ha hecho eco de la agresión a varios aficionados por el simple hecho de llevar estelades. Esto debe ser un intercambio de opiniones entre caballeros, mientras que la silbada merece una intervención del comité anti-violencia y todo el peso del estado de derecho.

    Estas cosas, a diferencia de los chemtrails, están pasando a diario y puede ser fácilmente contrastado. Tan sólo hay que buscar «agresión fascista valencia» en Google para comprobar la realidad a la que muchos nos tenemos que enfrentar. El propio GAV reivindicó en su día todos sus atentados (obviamente los ya prescritos) sin que nadie haya tomado medidas. El asesino de Guillem Agulló se pasea por las calles con total libertad y se presenta a las elecciones gracias a que, días antes del juicio por la operación Panzer, la Guardia Civil destruyó por error todas las armas incautadas, provocando que los encausados quedasen en libertad.

    Todas estas cosas son las que deberían preocuparnos de verdad, y no lo que pueda decir Artur Mas para salvar el culo, conocedor él de que el «proceso» le va a pasar por encima y que los independentistas ven en él y su partido la misma rémora que suponen las anquilosadas instituciones del Estado. Pero hey, vamos a seguir pensando que todo esto pasa porque CiU tiene engañados a los ciudadanos.

  • lo que está claro es que si Cataluña no hubiese sido de españa nunca, entonces Aragon sería una de las comunidades mas ricas de nuestro pais por su cercania con Francia y Cataluña allí se habria destinado el dinero para industria por su cercania con el «extranjero» (abaratar costes de envio).
    Si los Catalanes quieren separarse de España que devuelvan primero todo el dinero que el estado ha entregado para financiar proyectos allí.
    Lo facil es que desarrollen tu comunidad y luego pidas la independencia, que paletos algunos que se tragan las mentiras del nacionalismo y que pena por otro lado.
    Don menti este es el mejor post que has escrito nunca, el único que ha merecido la pena leer.
    Y es evidente que la gente está muy manipulada, pero que muy manipulada, ni siquiera se dan cuenta que si se salen de españa se salen de Europa.
    El nacionalismo en realidad es otra mentira para tenernos entretenidos y peleados.
    Utilizar un partido de futbol para quejarse de politica es de besugos, y tarados mentales, si no quieren el himno que no juegen la copa del rey. NO se puede ser mas paleto.

  • @ Dr. Bacterio:

    Pues sí, el discurso de Navidad del Rey.

  • un hurra por el método científico defendiendo a un rey y a una patria. ¿españa está demostrada científicamente? a mí me da que esto del nacionalismo es más bien una religión, ¿no te parece que con este post has hecho un poco el ridículo? y si no te lo parece…

  • @Viper:

    Mira antes de contestar que es una falacia, anda.

  • Soy otro seguidor habitual de este blog que está decepcionado. Y no es porque sea independentista o deje de serlo, (de hecho no lo soy, ni siquiera soy catalán, para más datos). No me detendré en analizar las opiniones vertidas, porque participaría en lo mismo que estoy criticando y tampoco estoy diciendo que las comparta o deje de compartir. Simplemente este no es el lugar, en mi opinión. Cada uno tiene derecho a tener las opiniones políticas que deseé y evidentemente el dueño del blog tiene derecho a escribir lo que le salga, pero como digo, es decepcionante que un blog que pretende ser otra cosa acabe hablando de política. Hay infinidad de blogs donde sus opiniones serían muy apropiadas, en mi opinión este no. No es tanto porque los hechos históricos que menciona sean verdaderos o falsos, sino por el uso político de ellos. Este artículo no le resta calidad al resto de entradas y no es que vaya a dejar de leerle, pero quería manifestarle mi decepción, por si le interesa. Un saludo.

  • @ Claudio:
    tanto nacionalismo es el catalán como el español…por lo tanto magufos ambos

  • Señor la Mentira: ¿Toda esa lección de historia para argumentar que los pueblos no tienen derecho a la autodeterminación?, ¿Si un pueblo no quiere pertenecer a un estado o no acepta una soberanía no democrática quién es vd. para criticarlo?.

    Me respondo: alguien que quiere relanzar un blog al que han descendido las visitas y pretende aumentarlas fomentando polémicas políticas ajenas a la temática del mismo blog.

  • Siento tener que decir que la presente entrada me ha decepcionado, como me decepcionan quienes desde presuntas posturas escépticas pretenden hacer valoraciones claramente políticas, críticas con el nacionalismo pero que a la vez son nacionalistas. Porque, quiéranlo o no, la negativa a aceptar la autodeterminación de los pueblos (catalán, vasco, gallego,…) es una defensa de otro nacionalismo, el español. De hecho la retahíla histórica con la que nos obsequia el artículo es una clara defensa del nacionalismo español.
    Para alguien como yo, que no es nacionalista, la historia es importante hasta cierto punto. Explica las causas que nos llevan a una cierta situación, pero no condiciona el presente, y esa es una de las diferencias fundamentales que tengo con cualquier nacionalista sea del signo que sea.
    Por otra parte, la historia no puede ser considerada como ciencia en el sentido que lo pueda ser la física o la matemática. Uno de los problemas fundamentales de la historia es que siempre es interpretada, pero esa interpretación adolece de una falta de visión total del hecho histórico. Es inevitable por varias razones. Una es la parcialidad de la información con que contamos. Una parcialidad doble porque es fragmentaria la información recibida y porque no podemos evaluar hasta qué punto influye la visión subjetiva del autor de los documentos que utilizamos. Otra es que es muy difícil que en un análisis se tengan en cuenta todas las variables que influyeron en los hechos históricos (las sociedades nunca han sido homogéneas, los distintos estamentos han tenido intereses enfrentados y, como bien se sabe, la política hace extraños compañeros de cama).
    Todo ello hace que, según en qué elementos pongamos el acento, podemos llegar a una conclusión y a su contraria con un respectivo análisis inmaculado.
    Como decía, la historia explica cómo llegamos a la situación actual, pero no condiciona. Las decisiones de hoy las tiene que tomar la gente de hoy, no la que vivió hace cientos de años.
    Así pues, son las comunidades las que deben optar por establecer como se relacionan, y esta relación puede ser la de estados totalmente independientes, estructuras federadas o un único estado más o menos centralizado. Pero la decisión debe partir desde la base, justo al revés de lo que se ha hecho.
    Lo de la manipulación que genera el nacionalismo es, perdonen, una gilipollez. No dudo que quien así lo afirma, lo crea de verdad, pero no deja de ser una visión simplista. ¿Podría haberse evitado la situación actual? Estoy convencido de que sí, pero para ello la historia reciente tendría que haber sido distinta. Sin pretender alargarme mucho (una explicación detallada requeriría un texto bastante más largo) debemos entender que la pervivencia del Antiguo Régimen (en forma de mantenimiento del poder por parte de los herederos del mismo) durante el siglo XIX, más el hecho que se viera frustrado el cambio social que representaba la Segunda República, llevó a utilizar una de las culturas del estado, la castellana, como ariete contra cualquier manifestación que cuestionara, directa o indirectamente, el poder central establecido. Debo aclarar que eso no implica ninguna responsabilidad para los integrantes de la cultura castellana, de hecho tal utilización les ha reportado bastantes perjuicios.
    La gran oportunidad perdida fue la Reforma. El problema es que tal reforma fue en realidad un puro y simple engaño. Una elaboración de cartón-piedra que pareciera real, pero que preservara los intereses y poderes de quienes habían dirigido y controlado la dictadura.
    Fue una oportunidad perdida que si hubiera cumplido tres requisitos fundamentales, hoy la situación sería diferente. La primera, establecer en igualdad de condiciones las distintas culturas que integran el estado (no es tan difícil, en Suiza las culturas alemana, francesa, italiana y romanche están en igualdad de condiciones), estableciendo un modelo político que se fundara en las comunidades y que fueran estas las que, por consenso, establecieran el papel del estado central (justo al revés de lo que ocurrió).
    La segunda, la abolición de la monarquía. Se engaña quien cree que son temas distintos. La monarquía es el elemento necesario, imprescindible para mantener el statu quo de quienes se transformaron, por arte de birlibirloque, de defensores del franquismo a “demócratas de toda la vida”. Es el nexo de unión entre los dos regímenes. Por ello su desaparición está vinculada a un cambio real de la sociedad. Por otra parte, estamos hablando de una institución caduca, estéril y absurda. No se trata de si la persona que lo encarna es o no criticable o loable, es la propia institución, y quien no entienda esto, no entiende la realidad.
    Y la tercera, la búsqueda de responsabilidades, y condena, del periodo de la dictadura franquista. Sin ella, no es posible cerrar definitivamente el periodo transcurrido desde el golpe militar de 1936. Los cierres en falso son verdaderas bombas de relojería que, tarde o temprano, acaban estallando. Ya se ha visto en otros países, y aquí no vamos a ser diferentes. El “vamos a hacer como si no hubiera pasado nada” no funciona, no sirve.
    Es precisamente la cerrazón ante estas cosas la que ha desencadenado el crecimiento del independentismo, porque es a través de él donde se vislumbra el único camino para romper el actual statu quo. Son esas las razones que explican porque al independentismo actual catalán se han sumado sectores sociales de origen castellano.
    Por supuesto que tampoco debemos ignorar otros elementos que han acentuado o acelerado el proceso, como son la crisis, los orígenes de la misma, las soluciones aportadas, la corrupción. Todo ello ha tenido su influencia (la realidad social es siempre mucho más compleja de lo que a primera vista nos parece). Pero la interrelación de los factores antes citados se puede ver en algo tan simple como algunas de las reacciones de políticos del PP ante la debacle de las últimas elecciones. Tal reacción es la típica de quien no entiende cómo es posible que le haya apartado del poder, al considerarlo como algo propio de acuerdo con su estatus social, y menos entiende aún que le sean cuestionados sus comportamientos.
    Lo que sí debería quedar claro es que negar la autodeterminación a las comunidades solo acentuará la lucha por la misma. Si realmente queremos una verdadera transición (no la fantasmada que tuvimos) que cierre los temas aún pendientes y que sea lo más civilizada y tranquila posible, se deben replantear muchas cosas.
    En este orden de cosas, rasgarse las vestiduras por la ya famosa pitada, me parece una tontería.

  • @Carlos:

    Señor la Mentira: ¿Toda esa lección de historia para argumentar que los pueblos no tienen derecho a la autodeterminación?

    No, Carlos. Toda esa lección de historia para argumentar que las reclamaciones independentistas catalanas no tienen base histórica sobre la que apoyarse.

    Lo demás es de su cosecha.

  • jajajaja Carlos que paletin eres.
    En el artículo no se dice en ningún momento que los pueblos no tienen derecho a la autodeterminación.
    Haces de victima como los judios con el holocausto jajajaja que penita dais.
    Te respondo yo desde el punto de vista de un palentino.
    Mi comunidad, provincia y ciudad se han destinado al cultivo porque desde España se ha dado prioridad a otras zonas del pais como Madrid, Pais Vasco o Cataluña.
    Si nunca hubieseis sido españoles quizá mi comunidad tendría mas recursos y menos pobreza de la que tiene actualmente y no es porque los de palencia seamos mas tontos que los catalanes, no es ese el motivo.
    Ahora los listos como tu que habeis heredado una comunidad donde se ha ingresado mucho dinero para industria, y desarrollo en los últimos 500 años, (por motivos estratégicos nacionales, para todo el pais) quereis quedaros con todo eso sin pagar un euro. Desde mi punto de vista eres un egoista patetico e ignorante.
    Tu puedes ser todo lo catalan que quieras mientras respetes al resto de tus vecinos españoles y europeos y eso implica que ahora no puedes dar un portazo y salir de aqui como si todo lo que tienes fuese tuyo, se llama «bienes gananciales».
    Por mi parte ya podeis serrar el trozo de terreno y marchar al medio del mediterraneo, porque no quiereo tener vecinos paletos, me da pena la mayoria de catalanes que no son independentistas y que tienen que sufrir vuestra tonteria.
    Me encantará ver la liga catalana Barcelona-Manresa con messi metiendo 8 goles por partido o es que teneis pensado jugar la liga española y el mundial?? quereis ganar un mundial con la selección catalana?? recuerda que jugar en el barsa no te hace catalan jajajajaja.
    La independencia es un chiste para tenernos peleados y divididos en vez de luchar contra el enemigo común, hacen pequeños bloques, divide y venceras, paletito adormecido.
    Lo mejor de esta entrada es que los conspiranoicos estamos de acuerdo y los escepticos van a dejar de leer el blog jajajajaajajaja me meo de la risa, cuanto tonto hay en españa.
    Encima te dicen sobreo lo que no puedes escribir jajajaajajaj

  • @ lamentira:
    No había visto tanto revuelo por aquí desde la entrada sobre Podemos…

    @ Doc Halliday:

    @ Tobaga:
    ¿Tu crees que si perdieran el referendum se ivan a conformar?. Estos no son los escoceses.

    Me haces pensar en un escenario al estilo de Homer Simpson: «¿Al menos lavarás los platos?» «Claro, siempre que saque el papelito y no sea de prueba… ¿Lo ves? Fregar los platos… Pero era de prueba, ¡el sistema funciona!»

    @ Persona:

    ha habido casos muy cómicos de intentos de secesionismo a lo largo de la historia

    Al leer eso me ha venido a la cabeza una cosa parecida que me contó mi tío una vez: el intento de los barrios de Carabanchel (Madrid) de obtener un estatuto de autonomía. Sin embargo, no he encontrado nada sobre el tema en internet (ergo, usando el «argumento Bill Gates», como no está en internet no ha ocurrido).

    @ Trueno:

    Ahí esta también Latam con sus nacionalismos que mantienen enfrentados a países hermanos o el odio irracional a España o peor aun la historia idealizada de las independencias,

    Igual también que en el Japón aislacionista, donde se hablaba de «los demonios de ojos azules». Lo puse hace poco tiempo, pero no hay más que ver la representación que hacían del Comodoro Perry (quien supuso el fin de su aislacionismo) como si fuera un demonio

    @ Hart:

    Un primer paso hubiese sido haber cambiado el himno después de la dictadura.

    Personalmente, cambiar el himno no me parece tan importante. La Marcha Granadera ha sido el himno de España desde Carlos III exceptuando tres periodos (I y II República y el Trienio Liberal). Otra cosa es que el franquismo se apropiara de él (como hizo con otros símbolos, como el yugo y las flechas de los Reyes Católicos).

    @ Casette:

    a quién representa un himno QUE NO SE PUEDE CANTAR?

    El español no es el único himno sin letra. También le pasa a San Marino o los Emiratos Árabes Unidos.

    @ Sahumerio:

    Sr. La Mentira, si esta entrada genera más discusión que otras, con respuestas más emotivas que racionales, no es más que una señal de que el tema precisaba ser tratado.

    Suscribo plenamente dicha opinión.

    @ Carlos:

    Señor la Mentira: ¿Toda esa lección de historia para argumentar que los pueblos no tienen derecho a la autodeterminación?

    ¿Puede usted especificar en qué parte de artículo se afirma eso? Porque yo no lo he visto por ningún lado.

  • hola soy de argentina y los entiendo plenamente.

    aqui tenemos una discusion permanente e historica que acentuada por la presidencia autofacista actual nos viene dividiendo a todos desde hace al menos medio siglo.

    se que gente pagada por el gobierno autocratico actual va a trollearme feo y a acusarme de ser participe de un poco menos darle la patagonia a los ingleses.

    despues de 12 años de despotismo estoy acostumbrado.

    mas alla de ello yo sabia que la monarquia era muy mal vista por amlios sectores de la sociedad, no conocia la profundidad de la misma.

    tambien la historia en parte la comparo con nuestras guerras interinas de unitarios federales. hechos acontesidos hace mas de 2 siglos aun tienen resentidos y resentimientos actuales.

    a mi humilde parecer tenemos que progresar no como pais sino como especie, dejando de lado arbitrariedades del pasado, nacionalismos y religiones, solo asi podremos asegurarnos la no autoextincion.

  • @ sonambulista:

    Totalmente de acuerdo en todo lo que comentas, me ha resultado decepcionante esta entrada.

    Sin más, saludos


\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies