La terrorífica y falsa historia de la familia Buckley

Buckley

Terrorífica historia. Falsa, pero terrorífica. Circula estos días por las redes sociales:

Esta es la familia Buckley. Los nombres de los niños eran Susan y John.

Como una broma de Halloween, todos los niños del vecindario iban a conseguir un maniquí y simular que le cortaban la cabeza.

Susan y John pensaron que sería una mejor broma matar a su propia madre, así que cuando llegaron a la puerta de la casa, tomaron un hacha y la degollaron.

Una vez que los niños se dieron cuenta lo que realmente habían hecho, llamaron a la policía, pero los Buckley ya había partido.

La única imagen de ellos es esta fotografía, tomada por uno de los que pedían trato o truco. El cuerpo de la madre se encontró después.

Desgraciadamente en ocasiones la realidad supera la ficción, y que un hijo pierda la cabeza y le haga literalmente “perder” la suya a su madre es algo que en ocasiones aparece en la sección de sucesos de los periódicos. Por ejemplo, el año pasado en Nueva York, un joven de 23 años acuchilló a su madre, la desmembró y la decapitó. Después de esta estremecedora carnicería, el angelito tomó la cabeza de su madre por los pelos con una mano, y con la otra su móvil, y se hizo un selfie.

Es cierto que en la época de la familia Buckley, hacerse una fotografía no era algo tan cotidiano como en la actualidad, y mucho menos lo sería que el fotógrafo se prestase a inmortalizar esta escena.

Este caso empezó con algo tan mundano como una foto familiar antigua.

foto familiar

La foto cayó en manos de Edward Allen, un artista gráfico que tomando fotografías antiguas, las edita para hacerlas terroríficas y luego las vende en su sitio, Haunted Memories. Separó la cabeza de la madre, le añadió un hacha a la hija y le dobló el brazo al niño, en cuya mano colocó la cabeza de su madre. Tituló a su obra “matricidio en el oeste”.

Siempre me gustó esta fotografía y desde hace tiempo tenía pendiente dedicarle unas horas de mi tiempo. Creo que tiene un halo aterrador, provocado por la iluminación, el paisaje desolado y la expresión de las caras de los protagonistas.

Los cambios son sutiles, pero con un resultado sorprendente. He difuminado la cara de la madre para darle una sensación de movimiento. Los cambios son tan mínimos que se hacen difíciles de apreciar, lo que provoca la sorpresa de la gente.

Uno de esos personajes que se divierten creando historias con las que engañar a la gente vio la fotografía, y creó un bulo que periódicamente reaparece y permanece en la red durante un tiempo.

 

Fuente: snoopes

  • Hombre, obviar que la sangre que brotara del cuello alteraría completamente la textura de la ropa puede resultar hasta normal, pero pensar que en esos tiempos casualmente pasara un fotógrafo

    e hiciera la fotografía como quien va con el móvil haciendo fotos de la novia…

    … pues hombre… no. La gente puede llegar a ser idiota pero no tanto.

    Sun salud☼.

  • Persona dijo:

    La gente puede llegar a ser idiota pero no tanto.

    Aaah, nunca subestimes la capacidad de la gente para llegar a los extremos. :-D

  • @ Persona:

    Bueno, por lo menos lo tenía apoyado por la base, y no rodando por ahí y llenándose de mugre, que luego vienen las infecciones. :meparto:

  • Es que habian muy pocos fotógrafos, pero erán todos muy sádicos. :-D

  • @ Javi:

    No ya, y la vida sería muy aburrida sin ellos, eso también es cierto.

    @ lamentira:

    Hombre, «beauty lies on the eye of the beholder», quiero decir que puede pasar por arte. El color es chulo y además no sabemos si le da más funciones como no se… secante de tinta si escribe con pluma, lo usa para defensa personal o a lo mejor se ilumina en la oscuridad y la tranquiliza de sus terrores nocturnos. No hay que asumir cosas.

    Sun salud☼.

  • Perdón por la falta de ortografía :facepalm:

  • Sahumerio dijo:

    Perdón por la falta de ortografía

    Desde luego, parece que no supieras que se dice sálicos… sssálicosss… de ésos. ;-)

  • la verdad es que la foto es chula de cojones. la de la entrada me refiero :-D .
    @ persona
    lo gracioso es pensar si ella se dio cuenta o no, e iba enseñando la foto por ahi a familiares y demas

  • la verdad es que la foto es chula de c*jones. la de la entrada me refiero :-D .
    @ persona
    lo gracioso es pensar si ella se dio cuenta o no, e iba enseñando la foto por ahi a familiares y demas

  • En la fotografía antigua hay una historia real, que no calificaríamos de terrorífica pero sí de macabra (aunque en su época se consideraba una cosa normal y natural), que son las fotos post mortem. No es tanto como cortar una cabeza, pero eso de poner un cadaver sobre unos soportes para que parezca erguido, pintarle pupilas en los párpados para que parezca que tiene los ojos abiertos, hacer que niños posen junto a él… ¡brrrfff!

    Persona dijo:

    a lo mejor se ilumina en la oscuridad y la tranquiliza de sus terrores nocturnos

    ¿Versión adulta del gusiluz? :-D

  • Por cierto, ¿cortar la cabeza no era decapitar y degollar rajar el cuello con un instrumento cortante? ¿Dónde quedó el verbo decapitar? ¿Lo eliminó la RAE en su última limpieza? También he visto este error en las noticias sobre los muchachos del «estado islámico», que nunca decapitan, sino que degüellan.

  • Ricardo Campo Pérez dijo:

    ¿cortar la cabeza no era decapitar y degollar rajar el cuello con un instrumento cortante?

    Pues si. Degollar es la manera en la que han traducido en la web de donde tomé la cita del bulo «chop her head off», pero lo correcto es decir «decapitar».

  • Ricardo Campo Pérez dijo:

    Por cierto, ¿cortar la cabeza no era decapitar y degollar rajar el cuello con un instrumento cortante? ¿Dónde quedó el verbo decapitar? ¿Lo eliminó la RAE en su última limpieza? También he visto este error en las noticias sobre los muchachos del “estado islámico”, que nunca decapitan, sino que degüellan.

    Según el diccionario de la RAE, degollar significa Cortar la garganta o el cuello a una persona o animal. En ningún momento dice que sea parcialmente.

    Cuando tú cortas pan o chorizo, ¿cómo lo haces?

    Aunque, por supuesto, decapitar sería más específico.

  • @ Persona:

    Esa sonrisa en su facebook, a la fuerza tiene que proporcionar tráfico…

  • @ Isleño:

    Era una costumbre socialmente aceptada. Era como guardar el mejor recuerdo del difunto. Si, a mi también me pone los pelos como escarpias, pero era la mentalidad de una determinada época.

    Cuando jodieron a Nelson en Trafalgar, para poder llevárselo a casa sin que el barco oliese peor de lo que ya olían y no andar tropezando con el difunto a cada paso, lo metieron en un barril de sherry. Al llegar a Inglaterra (imagínate el estado del cuerpo después del viaje de vuelta y a temperatura ambiente) se adecentó el cuerpo y se le dejó presentable para hacerle un homenaje antes de enterrar. En fin, no voy a entrar en detalles…

  • Menos mal que aquella época (almenos cronológicamente) pasó, ya me imagino a mi hermano diciéndome: «Sí, mira, el domingo nos reunimos todos a comer y luego habrá una sesión de fotos con nuestra recién muerta abuela…¿te apuntas? ¬¬

  • @ Isleño:

    Degollar: cortar el cuello a una persona o animal.

    Decapitar: cortar la cabeza a una persona o a un animal.

    Sencillo.

  • El internet se llena de estas historias para niños y adolescentes.
    Pero en la pagina oficial del editor de la fotografía hay un par de imagenes que no quisiera encontrarme en la pared de nadie.

    @ Persona:
    El consolador se ha convertido en el nuevo Waldo.

  • Claudio dijo:

    El consolador se ha convertido en el nuevo Waldo.

    ¿Donde esta el dildo?

    http://www.caracteres.mx/puedes-encontrar-el-dildo-bloggers-crean-version-adulta-de-donde-esta-wally/

  • @ Salinas Julian:
    Este nivel de afinidad asusta.

  • Interesante entrada.

    Estas fotos antiguas siempre son algo tenebrosas o tristes, al menos a mi me causan esa sensación, basicamente porque siempre se trata de gente que ya ha muerto y porque casi siempre tienen gestos serios. Esto último supongo que no refleja necesariamente que sea gente triste.

  • josepzin dijo:

    casi siempre tienen gestos serios. Esto último supongo que no refleja necesariamente que sea gente triste.

    Casi con toda seguridad, eso se debe a que las emulsiones fotográficas utilizadas en esa época eran muy poco sensibles, por lo que eran necesarios varios segundos de exposición. Esto implicaba que el modelo debía permanecer completamente inmóvil durante ese tiempo, y para alguien que no tiene costumbre, es complicado mantener una sonrisa o pose aparentemente espontánea, por eso solían aparecer con ese aspecto hierático.

  • @ Isleño:

    las emulsiones fotográficas utilizadas en esa época eran muy poco sensibles, por lo que eran necesarios varios segundos de exposición. Esto implicaba que el modelo debía permanecer completamente inmóvil durante ese tiempo

    A algunos les costaba poco trabajo permanecer inmóviles todo el rato que hiciese falta. Es curiosa la costumbre que tenían de hacer fotos a los difuntos ataviados como si estuviesen vivos.
    Ojo, si os impresionan los muertos, no pinchéis aquí.
    http://janonomar.blogspot.com.es/2013/11/fotografia-post-mortem-las-fotografias.html

  • @ Isleño:
    Las placas de vidrio fueron utilizadas como soporte antes que la película fotográfica. Se aplicaba una emulsión sensible a la luz a una placa de vidrio. Esta forma de material fotográfico desapareció del mercado de consumo en gran medida en los primeros años del siglo XX ya que se introdujo el uso de películas que presentaban menor fragilidad y otras ventajas.

  • Un poco de historia:

    El colodión húmedo fue una de los primeros procesos fotográficos desarrollados en Europa a mediados del siglo XIX. Consistía en sensibilizar en una placa de vidrio las sales de plata sobre una nueva sustancia llamada colodión.

    Una de las limitaciones que tiene esta técnica es la necesidad de exponer la placa cuando aun esta húmeda la superficie foto sensible, esto quiere decir que el fotógrafo necesitaba trabajar o exponer sus placas lo más cerca posible de su laboratorio. Por ello, se inventaron laboratorios portátiles solo para facilitar y hacer posible la aplicación de este procedimiento en localizaciones al exterior.

    El proceso al ser tan artesanal y manual se obtienen unos negativos únicos y con efectos y detalles que es imposible de repetir en una segunda toma. Hay que practicar la técnica con bastante precisión para obtener resultados profesionales.


\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies