¿Son un peligro los planetas errantes?

JPL_IsolatedWorld

El pasado 18 de mayo la NASA publicó una nota en la que mostraba los resultados de un estudio realizado conjuntamente por astrónomos de Japón y Nueva Zelanda, en el que se observó el centro de la galaxia entre los años 2006 y 2007. El resultado de este estudio es que existen un gran número de planetas errantes flotando en órbitas estables alrededor del centro de la galaxia, de la misma manera que lo hace nuestro sistema solar.

Durante el periodo de observación se detectaron 10 planetas del tamaño de Júpiter, aunque es previsible que existan muchos más de tamaños menores. El equipo de astrónomos estima que el número de planetas errantes pueden estar en el orden de cientos de miles de millones, al menos tantos como estrellas.

El origen más probable de estos planetas fantasma podría ser el encuentro cercano con otro planeta de su sistema solar durante la turbulenta fase de formación inicial.

A la vista de este tremendo número de planetas vagando por el espacio, cabe preguntarse por la posibilidad de que en el vecindario galáctico de nuestro sistema solar pueda encontrarse  alguno de ellos. Los planetas errantes son tan lejanos y oscuros que es materialmente imposible detectarlos usando técnicas habituales, por lo que no podemos estar seguros de si nos encontramos “cerca” de uno o no. Lo único a lo que podemos recurrir es a la probabilidad estadística.

Si hay al menos tantos planetas como estrellas podemos estimar su número en unos 200.000.000.000 con un error aceptable. El volumen de la galaxia es difícil de estimar, pero podemos tomar como un valor aproximado 20. 000.000.000.000 de años luz cúbicos (un dado cuyo lado tiene una longitud de un año luz).  Como conclusión, podríamos esperar encontrar uno de estos planetas en un volumen de 100 años luz cúbicos, o bien en una esfera centrada sobre nuestro sol con un radio de 3 años luz). Un inquietante valor si tenemos en cuenta que la estrella más cercana es Alpha Centauri, a una distancia de 4,3 años luz. Eso querría decir que puede haber un planeta errante más cercano que nuestra estrella más próxima.

¿Debe de ser esto algo de lo que debamos preocuparnos?

No. Simplemente no. La posibilidad de que por algún casual la orbita de este planeta pudiese cruzarse con la nuestra quedando a una distancia peligrosa es prácticamente 0. Tres años luz es una gran distancia. Nuestro Júpiter está a una distancia de 600 millones de kilómetros y los efectos sobre nuestro planeta son insignificantes.

Tampoco deberíamos de tener especial preocupación por los efectos indirectos. La nube de Oort es un cúmulo de bloques de hielo que se encuentran ocupando un casquete de radio máximo con respecto al sol de un año luz.  Cuando uno de estos bloques de hielo caen al sol se convierten en cometas. Puede haber en torno a un billón de estos bloques formando esta nube. Podríamos pensar que si un planeta del tamaño de Júpiter atravesase esa región podría lanzar multitud de cometas contra el centro del sistema solar, lo que podría originar una lluvia de impactos sobre nuestro planeta, lo que podría poner en peligro la vida como la conocemos. Recordad que se cree que el evento Tunguska tuvo origen en la explosión de un fragmento de cometa que entró en la atmósfera en Siberia. Pero tampoco deberíamos preocuparnos en exceso por esto. Incluso un número tan elevado de objetos se encuentran muy distantes unos de otros, ya que ocupan un enorme volumen. La distancia media entre estos objetos es de 1.000 millones de Km. La probabilidad de que un planeta del tamaño de Júpiter atraviese la nube de Oort es muy pequeña, pero incluso aunque esto ocurriese arrastraría un número más o menos considerable de cometas que tendrían que acertar sobre nuestro planeta, que es una pequeñísima diana en la inmensidad del sistema solar.

 

Seguramente habrá quien inmediatamente utilice los resultados de este estudio sobre los planetas errantes como una evidencia de la existencia de Nibiru o el Planeta X, pero nuevamente estarán equivocados.

 

Referencias:

http://blogs.discovermagazine.com/badastronomy/2011/05/19/are-we-in-danger-from-a-rogue-planet/

http://www.cienciakanija.com/2011/05/23/los-planetas-libres-pueden-ser-mas-comunes-que-las-estrellas/

Share

  • He llegado a la conclusión que Mara debe ser de la familia de busgosu, sin ofender a nadie. :-D

  • CarlosR dijo:

    He llegado a la conclusión que Mara debe ser de la familia de busgosu, sin ofender a nadie.

    busgosu no se ofende: las palabras para él son sólo letras; y las letras, sólo símbolos.-

  • Amildao dijo:

    CarlosR dijo:

    He llegado a la conclusión que Mara debe ser de la familia de busgosu, sin ofender a nadie.

    busgosu no se ofende: las palabras para él son sólo letras; y las letras, sólo símbolos.-

    Los símbolos son estados, los estados son 3, el 3 no es un número, es una aberración del espíritu mental, enraizado en cada fibra cerebral, y conectada al univeros de las neuronas a través de las dendritas. Me entendés?

  • CarlosR dijo:

    Los símbolos son estados, los estados son 3, el 3 no es un número, es una aberración del espíritu mental, enraizado en cada fibra cerebral, y conectada al universo de las neuronas a través de las dendritas. Me entendés?

    Vamos vamos eh? A mí con truquitos. ¡Que este es busgosu; joer!

  • @ Amildao:
    :-D Hasta el día después de hoy! :mareo:


\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.

Notificarme por email de los comentarios de esta entrada. También puede suscribirse sin comentar.

Trackbacks / Pingbacks