El hombre que estuvo en Marte (y volvió)

No se por qué la NASA se obstina en enviar un hombre a Marte para el año 2039, si lo cierto es que el hombre ya ha estado allí más de 100 años antes de esa fecha.

Eso es al menos lo que afirma Narciso Genovese, que dice que realizó un viaje a Marte en el año 1933. Genovese es un doctor italiano residente en Mexico que participó en la expedición al planeta rojo como experto lingüista, ya que habla al menos 6 idiomas. Genovese publicó en 1958 un libro llamado “Yo he estado en Marte” (¡oh, vaya! un libro, me lo estaba imaginando). El libro está repleto de imprecisiones científicas que están de sobra analizados en Internet, como por ejemplo afirmar que la velocidad de la luz es 300.000 Km por minuto, cuando la realidad es que es de 300.000 Km por segundo. Os dejo aquí una entrevista en tres segmentos en la que podéis verle en todo su esplendor.

Ver los segmentos 2 y 3 de la entrevista


Es curioso en el segmento 3 de la entrevista cómo escurre el bulto a la hora de explicar como desplazaban los materiales para la construción de la nave por la selva. También se hace raro que sean los propios marcianos los que vienen a la Tierra a hacernos una nave para que nos desplacemos a Marte. Para eso que nos den ellos una o que nos lleven en la suya. Otra afirmación graciosa del bueno de Narciso es que en Marte las 3/4 partes son tierra y 1/4 es agua. No coicide mucho con los datos obtenidos por las sondas de la NASA, pero seguramente todo es una conspiración de los Estados Unidos que nos están haciendo creer lo contrario. Por supuesto, no le dieron ningún presente para que pudiera demostrar que estuvo allí. Es una pena el olvido. También se hace difícil de creer que el Vaticano financiase el proyecto. Tienen bastante apego al dinero como para hacer eso. Y por último referirnos al comentario relativo a que en Marte no existe la mentira. Seguramente fue esa la causa de que le devolviesen a la Tierra.

Me gustaría saber qué se le pasa por la cabeza a un hombre que llegar a inventarse una historia como esta, que se planta delante de las cámaras de televisión y que la suelta sin que se le caiga la cara de vergüenza. Estas son el tipo de historias que me hace ser escéptico con estos temas.

  • La ignorancia genera miedo y violencia ya sea verbal o física. Veo una obra literaria y filosófica. Que adelanta en mucho los acontecimientos actuales.

    El control del poder genera el oscurantismo. Vivimos en otra edad media gobernada por el poder económico sin moral y prejuicios. Destruye el conocimiento y la libertad que le acompaña.

    Yo creo en quien cree y respeto al que piensa diferente. Más no me atrevo a insultarle. Tuvo el valor y la hombría de escribir y publicar su libro narrando su experiencia. ¿Acaso aquellos que critican tienen el valor de hacerlo? Es fácil hacerlo y no presenta ningún riesgo.


\Incluya

Puedes seguir las respuestas a esta entrada por RSS 2.0 feed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR